Grillos buscan brincar como alimento de Tailandia para el mundo

Grillos comestibles
Por Redacción

| 10:30 // 11 Julio, 2017

Los grillos solo tienen 72 por ciento de proteínas y solo 16 por ciento de grasa y 12 por ciento de carbohidrtatos, mientras las proteínas de la carne de vaca llegan a 52 por ciento, pero la grasa sube a 48 por ciento.

Bangkok, (Notimex).- Los insectos como posibilidad alimentaria se han convertido en una opción que crece en Tailandia y Vietnam, países donde por tradición este consumo siempre ha existido.

Las ventajas son claras, por ejemplo para los grillos: 72 por ciento de proteínas y solo 16 por ciento de grasa y 12 por ciento de carbohidrtatos, mientras las proteínas de la carne de vaca llegan a 52 por ciento, pero la grasa sube a 48 por ciento.

En el sureste asiático y en Tailandia y Vietnam comienza a ser común encontrar en los anaqueles de las tiendas pasta hecha a base de grillo, barras de proteínas proveniente de insectos, o harina y trozos que asemejan tortillas también elaborados con insectos.

Los eventos donde la entomofagia y la cocina a base de insectos son los temas se vuelven cada vez más frecuentes.

Le Cordon Bleu Dusit Culinary School organizó un seminario para mostrar platillos como mousse de chocolate y gusano de bambú, grillos en diversas formas incluyendo uno en que se le combina con sandía.

Massimo Reverberi, propietario de Bugsolutely que fabrica la pasta a base de grillo, aclara que avanzar en este camino no es sencillo, en particular porque en los países occidentales se relaciona a los insectos con plagas.

Y aunque nunca se le haya saboreado, se piensa que van a tener mal sabor, agrega al Bangkok Post.

De ahí la estrategia de este empresario de entrar al mercado de comida a base de insectos de una manera gentil, combinando harina a base de ellos con otros ingredientes familiares al gusto habitual.

Mira esto:  Evitará provocación de la UPOEG, afirma el gobernador

Una forma de extender este tipo de alimentación es el turismo, ejemplifica Massimo.

Muchos turistas estadunidenses recorren las calles de Bangkok, en particular la Khao San Road y su amplia oferta de puestos de comida, entre ellos los preparados con insectos.

Al regresar a su país, esos turistas que han tomado contacto con los platillos tailandeses inician el consumo de una manera básica, por ejemplo en forma de regalos, bromas y hasta afrodisiácos.

En Tailandia el reto es que las clases medias y altas acepten el consumo de insectos, ya habitual en el campo de la misma manera que lo es en otros países del sureste asiático.

En Vietnam se da otro ejemplo de expansión de la entomofagia. En esa nación los grillos comestibles se encuentran ocultos en el tallo y hojas de plantas como la yuca, las cuales no son aprovechadas.

La yuca es una de las plantas empleadas para la fabricación de etanol, un biocombustible, pero el tallo y hojas son quemadas lo que contamina el ambiente por la alta liberación de CO2 que se registra.

La sociedad que ha logrado establecer Cricket One con los campesinos que cultivan yuca, es usar contenedores abandonados que se equipan con control automático de clima, para literalmentre cultivar los grillos.

Así se obtiene aceite de grillo que se usa en las industrias de cosméticos y farmaceútica, generando pocos deshechos, detalla Bicky Nguyen, cofundadora de Cricket One.

Síguenos
Facebook-Ico_50x50Twitter-Ico_50x50

Trendy

Guerrero

Bajo Palabra | Noticias de Guerrero