Guerrero.- Con el apoyo de dos drones, la Policía Municipal de Chilpancingo realiza patrullajes en “diversas” áreas de la ciudad, aunque según evidencias, solo se trata de operativos en el primer cuadro de la ciudad y calles aledañas.

En noviembre del año pasado, el municipio adquirió los dos vehículos aéreos no tripulados y más de 30 cámaras de videovigilancia para disminuir “actos vandálicos” y reforzar las tareas de seguridad.

Sin embargo, el patrullaje de drones apenas se realiza en el primer cuadro de la ciudad y avenidas cercanas al centro, así como el andador Zapata y la Alameda Granados Maldonado.

A inicios del año, el gobierno municipal inició con la instalación de diversas cámaras de video en puntos estratégicos y la colocación de botones de pánicos para atender emergencias.

Aún con la inversión millonaria, no se ha tenido conocimiento de personas detenidas o de actos delictivos inhibidos por el uso de la tecnología adquirida al cierre del año pasado.