México.-En medio de la pandemia de coronavirus, muchas personas han recurrido a remedios caseros como las cebollas. Pero ¿estos sirven en realidad para prevenir el contagio o matar el virus?

Una tuitera irlandesa compartió, en una publicación que se hizo viral, cómo su mamá colocó cebollas en todas las esquinas adentro de su casa.

Mi mamá puso una cebolla en la esquina de cada habitación porque en WhatsApp le dijeron que lo hiciera”, escribió la mujer. Y muchos se burlaron de ella, pues afirmaron que sólo logró ‘sazonar’ su hogar en lugar de protegerse contra el COVID-19.

Sin embargo, la creencia de que las cebollas pueden evitar enfermedades tiene muchos años, antes de que el WhatsApp y el nuevo coronavirus aparecieran.

De acuerdo con la Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria (SEMERGEN), esta creencia surge porque las cebollas pueden “ser un medio para la proliferación de bacterias”. Por ello, muchos piensan que pueden absorber cualquier enfermedad. Sin embargo, no hay evidencia científica de que puedan absorber bacterias de un organismo, y mucho menos virus como el COVID-19, por lo que no protege ante infecciones.

Lo cierto es que, en esta temporada de COVID-19, la cebolla sólo podría servir como alimento y no para llenar cada rincón de la casa. Sus propiedades nutritivas incluyen vitaminas como la A, B6 y C; además de minerales como el sodio, potasio, hierro y fibra. Y son buena fuente de ácido fólico, por lo que podrías cocinar con cebollas de vez en cuando.