Este martes, autoridades militares y de la Policía Federal, dieron el banderazo inicial del programa “Seguridad a Escuelas”, el cual tiene como principal propósito prevenir los actos delictivos en las colonias más conflictivas del puerto, con el objetivo de que los alumnos, padres y maestros acudan a clases sin temor a ser víctimas de la delincuencia.

En evento desarrollado en el Polideportivo Renacimiento, las autoridades anunciaron que serán 600 elementos de la Marina Armada de México, el Ejército Mexicano y la policía Federal, quienes se encargarán de la seguridad en las escuelas, primordialmente en colonias de la periferia de Acapulco como Ciudad Renacimiento, El Coloso, Colosio, La Sabana, entre otras y se garantice la integridad de los alumnos y maestros en las mismas.

Al arrancar el programa de Seguridad en Escuelas, el coronel del Estado Mayor, Gilberto Valladares Velazquez, y comandante del 56 batallón de Infantería, informó en entrevista que el Ejército, a través de la novena región militar, retomó la seguridad de las escuelas del área conurbana del puerto.

Agregaron que este operativo comenzará con cinco elementos en cada institución educativa, además de que se realizarán inspecciones en mochilas e interrogatorios a personas sospechosas cerca de los planteles, con el objetivo de salvaguardar a los ciudadanos, y no se entorpezcan las clases en la fase final del ciclo 2013-2014.

A bordo de sus camionetas, elementos del Ejército realizaron recorridos en las escuelas, y otro grupo de personal militar también lleva a cabo el reconocimiento de la vigilancia en las colonias.

Aclaró que por ahora no saben cuánto tiempo estará la seguridad, pero en cuanto se estabilice la situación en las escuelas, el personal militar irá a brindar seguridad a otras partes”, precisó.