Tras 26 años de militancia en el PRD, Faustino Soto Ramos, ex presidente de la Comisión de Gobierno del Congreso del Estado en Guerrero, dejó las filas de ese partido y se afilió al Movimiento de Regeneración Nacional (Morena).

El ahora ex perredista asegura que busca reafirmar su convicción de que “por encima de todo está un verdadero cambio en el país con Andrés Manuel López Obrador”, actual presidente nacional de Morena.

Soto Ramos, actual asambleísta de la Ciudad de México y originario de Tecpan de Galeana, ha sido diputado local, cargo que ganó en los comicios de 2008; como tal, fue elegido presidente de la Comisión de Gobierno del Congreso Local de 2010 a 2012; diputado federal 2006-2009 y jefe de la Delegación de Xochimilco de 2003 a 2006. Dentro del PRD, partido del cuál es fundador, participó en la corriente Izquierda Social.

En su carta de renuncia, con fecha del 15 de octubre de 2015, Soto expone que el PRD, en los últimos tres años, es el reflejo de un cambio de rumbo que comenzó a partir de la llegada de Los Chuchos a la dirección nacional de ese partido desde 2008, donde se prioriza la alianza con la derecha desde lo electoral hasta en la toma de las principales decisiones al avalar “las reformas estructurales” impulsadas desde Los Pinos, y más bien han servido para despojar a los maestros de sus derechos y entregar el patrimonio nacional al capital privado.

Soto llegó al PRD luego de participar en el Movimiento de 1988, al respaldar de forma espontánea la primera candidatura presidencial de Cuauhtémoc Cárdenas Solorzano; la noche de este jueves se afilió al Morena en la sede de ese partido en Xochimilco, con la disposición de respaldar la tercera candidatura presidencial del tabasqueño en 2018.