Acapulco, el principal destino de playa del país, encabeza también la lista de los municipios con el mayor número de personas en pobreza extrema, seguido del municipio de Cochoapa el Grande, en la región Montaña de Guerrero.

De acuerdo a los datos de la medición de pobreza a nivel municipal de 2015, dados a conocer por el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), a principios de este mes, el puerto de Acapulco encabeza la lista de los 15 municipios del país con el mayor número de personas en situación de pobreza extrema, seguido de Cochoapa el Grande con el mayor porcentaje de población en esa situación.

De acuerdo a la encuesta intercensal del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) del 2015, en la cual se basa el Coneval, Acapulco tiene 771 mil 454 habitantes, de los cuales 93 mil 513 viven en condición de pobreza extrema, lo que representa por lo menos el 12.1 por ciento del total de su población.

En tanto que el 87.7 por ciento, de 18 mil 681 personas que viven en Cochoapa el Grande, viven en la misma situación de extrema necesidad.

De acuerdo al Coneval, una persona se encuentra en situación de pobreza extrema cuando tiene tres o más carencias sociales, de seis posibles y, además, su ingreso total es menor que la línea de bienestar mínimo.

Y la población en esta situación dispone de un ingreso tan bajo que aun si lo dedicase por completo a la adquisición de alimentos, no podría acceder a aquellos que componen la canasta alimentaria.

Además de la pobreza, Acapulco se ha colocado como una de las ciudades más violentas del mundo.

De acuerdo a datos del Consejo Ciudadano para la Seguridad Pública y Justicia Penal dados a conocer a inicio de año, México tiene ocho ciudades consideradas entre las más peligrosas del mundo, encabezadas por Acapulco, que ocupa el segundo lugar en el ranking internacional de 50, con una tasa de 113.24 homicidios por cada 100 mil habitantes, sólo después de Caracas, Venezuela.