Tres personas murieron y unas 100 resultaron heridas en el descarrilamiento de un tren en el estado de Washington -noroeste de Estados Unidos.

"Emergencia, emergencia, hemos caído", se escucha en el audio del operador del tren 501 de Amtrak, la red estatal interurbana de trenes de pasajeros, que cubría la ruta Seattle-Portland. "Tenemos vagones por todos lados y abajo en la autopista".

Cinco tripulantes y 77 pasajeros iban abordo de este tren que hacía un viaje inaugural por unas vías que antes servían para trenes de carga y militar, y fueron modernizadas para trasladar personas en trenes de alta velocidad.

Brooke Bova, portavoz de la policía del estado, dio el primer balance de víctimas luego que los bomberos requisaron cada uno de los vagones.

"Nos han dicho que hay tres bajas en este momento", pero este balance puede cambiar: "hay muchos heridos en estado crítico y no sabremos a ciencia cierta hasta que no recibamos actualizaciones del hospital".

De los 12 vagones y dos locomotoras, 13 terminaron fuera de los rieles y al menos dos cayeron sobre la carretera, junto a ejes y ruedas de tren y otros escombros de la destrucción.

Cinco carros y dos camiones fueron impactados. Otros vagones destrozados estaban regados entre los árboles de un bosque atravesado por las vías.u

Entre las víctimas fatales no figuran conductores de la transitada autopista Interestatal 5, que se extiende desde la frontera de Estados Unidos con Canadá hasta la de México, informó la oficina del sheriff.

El tramo del incidente estará cerrado por lo menos por el resto del lunes,

El accidente se registró a las 7h40 locales (15h40 GMT) entre las ciudades de Tacoma y Olympia.

El tren pertenecía a Amtrak Cascades, propiedad de los estados de Washington y Oregon.El tren de pasajeros que descarriló el lunes en el estado de Washington, en el noroeste de Estados Unidos, circulaba a más del doble del límite de velocidad antes del accidente que deja al menos tres muertos, dijeron este martes investigadores.

Información preliminar obtenida de una registradora de datos en la locomotora del tren, que estaba circulando por primera vez por una nueva ruta, indica que iba a una velocidad de 128 km/hora en una zona limitada a 48 km/hora.

"Todavía es demasiado pronto" para saber por qué iba a esa velocidad, dijo a la prensa Bella Dinh-Zarr, de la oficina nacional de seguridad del transporte.

Cinco tripulantes y 77 pasajeros iban abordo de este tren que iba por unas vías que antes servían para trenes de carga y militares, y fueron modernizadas para trasladar personas en trenes de alta velocidad.

El descarrilamiento se produjo en DuPont, al sur de Seattle, en una curva que pasa por encima de una concurrida autopista. Imágenes de la escena muestran un vagón aplastado contra la carretera, que sostiene precariamente a otros.

De los 12 vagones y dos locomotoras, 13 terminaron fuera de los rieles y al menos dos cayeron sobre la carretera, junto a ejes y ruedas y otros escombros.

Cinco carros y dos camiones fueron impactados. Otros vagones destrozados estaban regados entre los árboles de un bosque atravesado por las vías.

Entre las víctimas fatales no figuran conductores de la transitada autopista Interestatal 5, que se extiende desde la frontera de Estados Unidos con Canadá hasta la de México, informó la oficina del sheriff.

El tramo del incidente estará cerrado por lo menos por el resto del lunes, impactando también el tránsito.