Ciudad de México.- Un juez federal admitió a trámite el amparo que interpuso el ex director de la Agencia de Investigación Criminal, Tomás Zerón de Lucio, quien busca echar abajo la orden de aprehensión librada en su contra por su presunta responsabilidad en los delitos alteración y ocultamiento de pruebas en la investigación por la desaparición forzada de los 43 normalistas de Ayotzinapa.

Samuel Sánchez Sánchez, juez Octavo de Distrito en Materias de Amparo y Juicios Federales en el Estado de México, dio entrada a la demanda de garantías, pero no se pronunció sobre la suspensión provisional porque no fue solicitada.

El juzgador emplazó a la Fiscalía General de la República (FGR) para que informe si solicitó la orden de captura; también pidió a los jueces federales del estado de Guerrero para que notifiquen quién de ellos recibió la petición del Ministerio Público Federal y libró la orden de aprehensión.

Sánchez Sánchez convocó para la audiencia constitucional el próximo 17 de julio.

En marzo pasado, la FGR solicitó a Interpol la emisión de ficha roja contra Tomás Zerón y contra el ex director de la Policía Federal Ministerial, Carlos Arrieta, éste último acusado por tortura.

El Instituto Nacional de Migración ubicó a Tomás Zerón en Canadá, nación a la que ingresó en octubre de 2019. En 2016, el Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes, dio a conocer un video, donde se observa a Tomás Zerón, en el Río San Juan, en Cocula, en una diligencia con Agustín García Reyes, El Chereje, sicario de Guerreros Unidos, señalado de participar en la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa.

Los expertos dejaron entrever que se pudieron haber manipulado pruebas en ese lugar, el 28 de octubre de 2014, fecha en la que se hallaron dos bolsas de plástico en el afluente que contenían restos óseos quemados; una de las bolsas tenía fragmentos que correspondían al estudiante Alexander Mora Venancio.

En el video se ve como Tomás Zerón se aparta del grupo para realizar una llamada telefónica para que fuera resguardado el lugar, y entabla comunicación con el área científico forense.

Después, Zerón realizó un recorrido por la orilla del río acompañado por personal de la entonces Procuraduría General de la República (PGR). El recorrido terminó alrededor de las cuatro de la tarde y en la imagen se observa a los representantes del Alto Comisionado de las Naciones Unidas, Pilar San Martín y Omar Gómez Trejo, este último que trabajó como secretario técnico del GIEI.

Al respecto, Zerón respondió que su presencia en el río San Juan, en Cocula, el 28 de octubre de 2014, un día antes de que se localizaran las bolsas con restos óseos quemados que presuntamente pertenecen a los 43 normalistas de Ayotzinapa, fue legal, ante representantes de la ONU y periodistas.

Con información de Milenio