El secretario Técnico de la Presidencia Municipal de Acapulco, Giovanni Manrique Pastor consideró que el puerto, al recibir turismo internacional, permite tener una sociedad abierta a todas las expresiones.

Sin embargo, el titular de la dirección de Turismo de Acapulco, Alejandro González Molina calificó la campaña publicitaria que incluye una fotografía de dos hombres besándose como “no turística” y “fuera de área y forma”.

Entrevistados aparte, ambos fueron cuestionados sobre los carteles en los que aparecen dos hombres besándose junto a la leyenda #AbriendoLaConversación y que ha sido colocada en stands publicitarios en distintos puntos de la ciudad.

Manrique Pastor dijo, a título personal, que los acapulqueños tienen apertura y respetan la diversidad sexual.

Consideró que el puerto de Acapulco ha recibido de manera histórica a “un segmento de la población que se encuentra en una manifestación de diversidad sexual” que no se puede ocultar, por lo que aseguró, que esta imagen no está afectando al puerto turístico.

Por su parte, González Molina dijo desconocer qué empresa pidió el permiso al Ayuntamiento para colocar los carteles.

“No tengo idea de quién administre esos paradores de publicidad; pero si es publicidad creo que está mal, no sé ni qué es lo que están promoviendo, pero no me parece que sea una publicidad turística. Están fuera de área y forma”, expresó.

Reconoció que esta imagen no perjudica al puerto directamente, pero “hay personas que tienen diferentes tipos de moral y principios, pero cada quien su vida”.

“Me han dicho y he leído al respecto pero no he visto de qué se trata. Me dicen que son dos hombres besándose, algo que está un poco fuera de lo común pero cada quien su vida”, añadió.

Asimismo, Giovanni Manrique Pastor detalló que estos anuncios que han creado polémica en los últimos días son el resultado de una campaña publicitaria de una empresa privada que solicitó al Ayuntamiento la concesión para poder hacer uso de sus espacios.

Si se retiran estos anuncios, explicó, será porque ha concluido la concesión del espacio o por alguna irregularidad de carácter administrativo.

“Esas serían las únicas razones por las que tendrían que retirarse un anuncio de este tipo”, dijo.

En tanto, el regidor priista Luis Miguel Terrazas Irra calificó, “como padre de familia”, de “lamentable” los espacios publicitarios.

Afirmó que “los tiempos que estamos viviendo en Acapulco no están como para que estemos en el exhibicionismo”.

Si bien dijo respetar “todo tipo de cultura” y no sentirse “espantado” por los anuncios, “en estos momentos no es conveniente para el puerto”.

Dijo que Acapulco requiere a implementación de los valores de la familia y que si bien ante los adultos no pasa nada, a los niños “les puede causar un daño psicológico”, por lo que consideró pertinente retirarlos.

“Más que perjudicar la imagen de la ciudad debemos tender el tema de nuestros hijos porque en la Costera transitan muchos niños. Tengo un sobrino que me pregunto qué pasa con estos dos hombres que se están besando, debemos cuidar este tema”, agregó.