México.-Un simpatizante del club inglés Everton se entrometió en una riña desatada en el campo de juego para asestarle un golpe al arquero del equipo rival, en este caso el Lyon francés, mientras sostenía a un niño con un chupete en sus brazos, informa el diario Daily Mail.

El episodio ocurrió el pasado 19 de octubre durante el encuentro de la Europa League de la UEFA entre el Everton y el Lyon disputado en la ciudad de Liverpool (Reino Unido).

El marcador era de 0-1 a favor del club visitante cuando los jugadores de ambos equipos entraron en una acalorada discusión, con gritos y empujones incluidos, tras una falta cometida por el capitán del plantel inglés, Ashley Williams, contra el arquero contrario.

Everton vetó del estadio a un aficionado que aparentemente intentó golpear a un futbolista de Lyon durante un partido por la Liga Europa.

El fanático sostenía a un niño en un brazo, cuando pareció lanzar un puñetazo al portero Anthony Lopes durante una trifulca entre jugadores cerca de las gradas en el segundo tiempo del partido del jueves.

Hemos identificado a una persona y hemos emprendido acciones: no podrá volver a acudir a partidos del Everton y el club presentará una queja oficial con la Policía de Merseyside", indica el club.

El club inglés también encara sanciones de la UEFA, ya que el organismo rector del futbol europeo lo acusó de “agresiones de parte de sus seguidores contra jugadores”.