Guerrero.- Los incendios forestales originados desde el sábado pasado en las cercanías del poblado El Calvario, causaron un brote de conjuntivitis entre sus habitantes, informó el alcalde Antonio Gaspar Beltrán.

El edil señalo que este jueves, brigadas de la Secretaría de Salud se trasladaron a la localidad para dar atención a menores de edad, quienes sufrieron los estragos de la contingencia ambiental en la capital guerrerense.

Hasta este día, no se tiene un estimado de cuantos casos se han presentado entre los menores de edad, dado que apenas se está realizando un diagnóstico encabezado por la Fiscalía General del Estado.

En entrevista, el alcalde refirió que el incendio forestal ubicado al sur-poniente de la ciudad, se encuentra completamente controlado y no presente un riesgo a la ciudadanía, esto a pesar de que es visible la presencia de una capa de humo en la ciudad.

El siniestro destruyó cuantiosas hectáreas de plantaciones de mezcal, las cuales aún no se tienen estimadas por el gobierno municipal. Sin embargo, ya se plantea la posibilidad de agilizar la entrega de proyectos productivos para resarcir los daños.

Pese a que se mantiene una densa capa de humo en la ciudad, Gaspar Beltrán señaló que no se ha reportado un incremento en las enfermades respiratorias.