México.- El presidente de México Andrés Manuel López Obrador, sigue sin estar de acuerdo en que medios nacionales e internacionales hagan reportajes en panteones y hornos crematorios, porque argumenta que faltan a la verdad con relación al número de fallecidos por el Covid-19.

En la conferencia mañanera de este día, López Obrador dio su opinión sobre la convocatoria  de una supuesta fiesta Covid-19, llamada inmunidad de rebaño, que se está haciendo en la Alcaldía Álvaro Obregón.

Reconoció que si pudiera  alargarse el pico de contagio, pero “siempre y cuando tuviera éxito pero no creo que la gente acuda a esa convocatoria y además tendrían que ser muchas, porque una golondrina no hace verano”.

Reiteró que le tiene confianza al pueblo de México y pidió a los que están haciendo esta convocatoria “que nos portemos bien, esos que están convocando que recapaciten”.

Aprovechó también para hacer un llamado a que recapaciten “los que están distorsionando la información, los que están manipulando, yo le he dicho en otras ocasiones, está bien que tengan problemas con nosotros, eso es normal”.

Reconoció que a pesar de que se tienen estas diferencias con los medios, estas no deben llegar a perjudicar a los ciudadanos porque se trata de la salud del pueblo, del dolor del pueblo, del sufrimiento del pueblo”.

Dijo que esta pandemia ha generado una crisis como parte de la decadencia, no solo en la economía, no solo hay una crisis de bienestar, social, pérdida de valores, hay una crisis también por la falta de ética en el manejo de la información, en México y en el mundo”.

Dijo que “los periódicos más famosos del mundo mienten, calumnian, el New York Times, El país, El Financial Times, muy famosos pero sin ética, por eso también ellos tienen que hacer una autocrítica, una revisión para el regreso a “la nueva normalidad”,  por eso se habla de nueva normalidad, porque ya no es regresar a lo mismo, ni en lo económico, ni en lo social ni en lo que tenga que ver con la comunicación, refirió.

Hizo referencia a “cómo mostrar esas situaciones  de angustia, de dolor, de tristezas, cómo hacer reportajes sobre panteones, sobre crematorios y esto no solo es en México es mundial”.

Refirió que “todos tenemos que aprender las lecciones que nos está dejando la pandemia y todos replantearnos nuestras conductas, así como el lavarnos las manos va quedar como algo indispensable, así también va a tomarse muy en cuenta y se está internalizando el que cuidemos nuestra alimentación, de que hagamos ejercicio, en el terrero de la economía que pensemos en el bienestar no solo en el crecimiento y en el caso de la comunicación que seamos objetivos, profesionales, que se hable con la verdad, que no se mienta, que se esté cerca de los ciudadanos, que se ponga en el centro a los ciudadanos, no a los grupos de intereses creados, no a los grupos de poder económico, no al poder político, a la gente, no faltarle el respeto a la gente, no ofender el sentido común de nuestro pueblo.

Otra enseñanza que deja la pandemia es que “no al autoritarismo, no a querer resolver las cosas con el uso de la fuerza, con la censura, con las prohibiciones, todo esto tiene su parte nueva, desde luego mucho dolor, mucho sufrimiento, pérdidas de vidas humanas, nuestro pésame a todos los familiares”.