México.- El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador dijo que hoy es un día de luto porque se recuerda la tragedia de la guardería ABC en Sonora, donde perdieron la vida 49 niños y bebés y quedaron 106 heridos.

Indicó que "tenemos la obligación de informar a sus familiares lo que se está haciendo en este nuevo gobierno" y aseguró que se hará una investigación seria para que haya justicia.

El presidente dijo que se consolida la función de la Secretaría de Gobernación como defensora de los derechos humanos, cuando antes era la encargada de perseguir y espiar a los ciudadanos.

En este orden, Zoe Robledo, director general del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), informó que se constituyó un fideicomiso para apoyar a los padres que perdieron a sus hijos. Dijo que se encuentran indiciados por el caso 18 funcionarios de los tres órdenes de gobierno. Informó de la querella del IMSS contra el exgobernador de Sonora, Eduardo Bours, por su presunta responsabilidad.

Alejandro Encinas Rodríguez, subsecretario de Derechos Humanos, Migración y Población de la Secretaría de Gobernación (Segob), indicó que se busca una solución igualitaria y justa para dar solución a los afectados por la tragedia.

El funcionario expresó que están esperando la resolución del proceso judicial en atención a las víctimas del hecho lamentable. También esperando la resolución de la denuncia que los padres presentaron ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos por los niños fallecidos y lastimados del caso de la ABC.

Alejandro Encinas también informó sobre avances para limitar las agresiones entre comunidades indígenas de Chiapas, y dio a conocer la liberación de defensores de la comunidad agraria de Salazar, en el municipio de Lerma del Estado de México, que estaban presos en el penal de Santiaguito de Almoloya de Juárez por defender 107 hectáreas de bosques y de tierras comunales. A nombre de los liberados habló el comunero Cutberto Vilchis García quien hizo un recuento de los hechos injustos y agradeció al presidente por su apoyo; lo mismo hizo la comunera Daneyra Becerril Villavicencio.

Encinas indicó que se están revisando 538 casos donde se considera que hay injusticias a diferentes casos.

López Obradar dijo que hay muchos inocentes que están en prisión y deberían ser dejados en libertad. Los trámites para liberarlos son engorrosos, complejos porque tiene que ver con esa visión muy cohercitiva de la aplicación de la justicia. Hay quienes están en la cárcel y nunca tuvieron defensores, ancianos, indígenas, hay quienes están en la cárcel por delitos menores que no tienen para pagar sus fianzas y hay a quienes se les fabricaron delitos, y todo eso se tiene que revisar.