México.- El presidente de México Andrés Manuel López Obrador perdonó la ineficacia con la que se maneja la secretaria de Cultura, Alejandra Fraustro Guerrero y dio por concluido el tema del préstamo del palacio de Bellas Artes para un evento de culto privado, señaló las denuncias contra funcionarios como politiquerías, y reiteró que ya no hay corrupción ni solapará a nadie.

López Obrador exigió tolerancia por el caso de La Luz del Mundo en Bellas Artes. Alejandra Frausto, secretaria de Cultura indicó que los permisos para el evento fueron solicitados por el diputado Rogelio Zamora, pero explicó que no se trató de un acto religioso fue una actividad laica y se respetó el recinto del Palacio de Bellas Artes.

El diario El Universal publicó un video de la celebración de un evento religioso realizado en el Palacio de Bellas Artes, del cual el INBAL aseguró que nunca se llevó a cabo. No es la primera vez que la secretaria de Cultura se ve envuelta en hechos de ineficacia y corrupción, en su caso, el presidente ha obviado denuncias contra la falta de probidad de la funcionaria durante su paso por otros cargos, aun así, la considera una de las gigantas de su gabinete, según ha dicho.

Durante la exposición de la secretaria de Cultura, ésta reiteró lo que se publicó en un boletín hace semanas sobre el tema del evento religioso en Bellas Artes, por el que reafirma su compromiso con la naturaleza laica del Estado en el uso de toda la infraestructura cultural. Negó que hayan prestado el Palacio de Bellas Artes para un culto privado, solo se realizó un concierto, dijo, pero no el homenaje.

Luego de esta escueta aclaración, López Obrador, dio por concluido el tema y sólo dijo, vamos a otras cosas