Chilpancingo.- Autoridades comisariales de los pueblos del valle del Ocotito, confirmaron la suspensión de actividades escolares en otras cuatro localidades del municipio de Chilpancingo a raíz de la ola de violencia, presuntamente provocada por el grupo delictivo de Los Ardillos.

Luego del enfrentamiento entre policías del estado y civiles armados en el poblado de Buenavista de la Salud, varias comunidades del corredor del valle de El Ocotito decidieron cerrar las escuelas, acto que refrendaron tras los hechos de la noche del martes en Palo Blanco.

Son las comunidades de Petaquillas, Mazatlán, Palo Blanco y Acahuizotla, las cuales desde el pasado martes se unieron a la suspensión de clases por temor de nuevos hechos de violencia en la zona.

Cabe destacar que las primeras escuelas en parar labores, fueron las ubicadas en Ocotito, Buenavista de la Salud, Rincón de la Vía, Cajeles y Mohoneras, todas ellas con presencia del grupo armado de la UPOEG, que dirige Bruno Plácido Valerio.

A través de una circular, la comunidad de El Ocotito refrendó la suspensión de actividades escolares por la situación que prevalece en la zona luego de los enfrentamientos en ese poblado así como en Palo Blanco.

Luego de un recorrido realizado por este medio de comunicación, se confirmó el cierre total de escuelas en los poblados que forman parte del corredor a El Ocotito, el cual ha sido marcado en últimos días por hechos de violencia entre grupos armados.