Guerrero.- La Auditoría Superior del Estado (ASE) ordenó a tres ex funcionarios del gobierno de Evodio Velázquez Aguirre, reintegrar en menos de cinco días 146 millones de pesos a las cuentas de la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado del Municipio de Acapulco (CAPAMA).

De acuerdo con el titular de la ASE, Alfonso Damián Peralta, aparte de que los tres funcionarios deberán resarcir los recursos que habrían sido ejercidos de manera incorrecta en el año fiscal del 2016, estos también fueron inhabilitados.

El ex director de la CAPAMA, Javier Chona Gutiérrez, y su secretario de Finanzas y Administración, Guillermo Adolfo Galeana Salas aparte de regresar 138 millones de pesos, fueron inhabilitados para ejercer cargos públicos por 10 y 9 años con seis meses, respectivamente.

Se determinó que el director de Operación de la paramunicipal, Juan Antonio Ramírez Valle deberá reintegrar 8 millones 703 mil pesos y también se hizo acreedor a una inhabilitación de tres años.

Después de que transcurran los cinco días hábiles que otorgó la ASE para que se cumpla con la resolución, los ex funcionarios tendrán tres días más para presentar la documentación que acredite el reintegro.

Damián Peralta señaló que una vez terminado el proceso resarcitorio, deberá dar vista del caso a la Secretaría de Finanzas y Administración del gobierno del estado.

Señaló que en la ASE, no se tenía ningún antecedente sobre una resolución de este tipo, en la que se obliga a funcionarios a resarcir recursos que en su momento se ejercieron de manera inadecuada.