México. Notimex.- En México sólo el 7.0 por ciento de las viviendas sin hipoteca cuenta con un seguro contra sismo, huracanes o algún accidente, cifra muy por debajo de países escandinavos, inclusive Estados Unidos o Canadá, donde llegan al 93 por ciento.

De acuerdo con el experto en seguros Marcelo Hernández, después de los temblores registrados en septiembre de 2017 se observó un alza en la demanda de información para asegurar viviendas y se incrementaron las ventas de seguros los siguientes seis meses, para después volver a su tendencia normal.

En entrevista, Hernández explicó que la mayoría de las casas que tienen seguro en el país está relacionado a la hipoteca con la que se compró, es decir, los bancos protegen el activo.

"Posteriormente, cuando las casas ya dejan de tener una hipoteca, no más del siete por ciento de las casas del país son las que cuentan con algún tipo de seguro; nuestra hipótesis es que se cree que un seguro de vivienda es muy caro, lo cual no es necesariamente correcto, ya que el riesgo de una casa es menor a la de un coche", afirmó el especialista.

Sin embargo, existen dos variables: cuánto vale la casa y qué tan expuesto está el bien; si se encuentra en una zona de terremotos o huracanes se eleva el costo.

Hernández expuso que el seguro de una casa normalmente se ofrece en paquete y además de proteger el bien contra incendio, rayos, explosión, sismo, huracán, también cuenta con coberturas de protección civil, por ejemplo si se causan daños a los vecinos, etcétera.

"Si se compara con otras economías como las escandinavas, Estados Unidos o Canadá es al revés, en esos países, el 93 por ciento de las casas cuentan con un seguro, por lo que es un tema de concientización entre las personas", afirmó Hernández.

Según la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros (AMIS) al 15 de agosto de 2019 se han finiquitado 50 mil 654 siniestros de casa habitación ligados a un crédito hipotecario, con un monto estimado de dos mil 489 millones de pesos, lo que implica un 87.37 por ciento de avance en el número de indemnizaciones en este rubro.

Agregó que derivado de los dos sismos de septiembre de 2017, se presentaron 62 mil 037 reclamaciones por siniestros de casa habitación, con un costo de tres mil 779 millones de pesos y hasta el momento se han finiquitado 44 mil 256 casos, por lo que sólo resta un 12.6 por ciento que tienen problemas debido a cuestiones legales no imputables a las empresas de seguros.