El hermano de la diputada local de Guerrero, Abelina López Rodríguez, fue asesinado el día de ayer en Puerto Escondido, Oaxaca, por personas desconocidas.

Según diarios locales del puerto oaxaqueño, la madrugada del viernes dos hombres, a bordo de una motocicleta, ingresaron alrededor de las 05:00 horas a una granja de pollos, ubicada en la colonia Aeropuerto de esa ciudad, misma en la que laboraba el hermano de la diputada.

Los desconocidos atacaron a disparos a Guillermo García Aragón, de 37 años, y a Juan José López Rodríguez, hermano de la perredista.

Mientras que García Aragón murió en el lugar, el hermano de Abelina fue atendido por paramédicos de la Cruz Roja. Unas horas después, murió en el hospital general de Puerto Escondido debido a la gravedad de sus heridas.

Al lugar de los hechos se trasladaron elementos de la Agencia estatal de Investigaciones de Oaxaca (AEI) y peritos especializados de la Sub Procuraduría Regional de la Costa de esa entidad.

No obstante, de acuerdo a la perredista, José López, de 34 años, fue asesinado en Oaxaca en un ataque que aparentemente iba dirigido al dueño del negocio de venta de pollos en el que trabajaba.

Una versión inicial señalaba que el hermano había sido privado de su libertad el día de, ayer sobre la avenida Constituyentes de Acapulco, en Guerrero, pero la misma ha sido desmentida por personas cercanas a la diputada.

“A mi hermano lo mataron en Oaxaca. A nosotros (los familiares) nos tomó por sorpresa la noticia. Hoy ser bueno es el peor enemigo. Yo lo que exijo es justicia”, señaló, en entrevista para El Universal TV.

La diputada es oriunda del municipio de San Pedro Pochutla, Oaxaca, estado donde ella misma informó que mataron a su consanguíneo.

“No se vale lo que le hicieron a mi hermano. Mi hermano no fumaba, no tomaba, mi hermano es un ángel, mi hermano ahora es producto de más de lo mismo. Ojalá detengan a los responsables”, aseveró Abelina López.

Y concluyó:

“Más alla de ser una representante popular, también lo digo como ciudadana, a unos días de salir del Congreso, que eso es lo que nos duele en todo México, ¿no?, la injusticia. Cómo los gobiernos, muchas veces en su pacto de impunidad quienes pagan son los ciudadanos. No sé, seguiré luchando, seguiré caminando por difícil que sea esta parte”.