Guerrero.- El gobernador Héctor Astudillo Flores indicó que el gobierno del estado apoyará a destrabar problemas relacionados por la falta de fertilizante, sin embargo, reiteró que no habrá uso de la fuerza pública para reprimir protestas.

En entrevista, refirió que el malestar de la ciudadanía, especialmente del sector campesino, radica en que el fertilizante no llegó a tiempo como lo planteó el presidente de la república, Andrés Manuel López Obrador.

"Lo que no podemos hacer nosotros como gobierno del estado es resolver la exigencia de que les mandemos fertilizante, porque nosotros no tenemos fertilizante", explicó el mandatario.

Mencionó que no habría represión de las personas que realicen bloqueos carreteros, y por otro lado, la cuestión sería entender la desesperación de los productores que no han recibido insumos agrícolas.

En su gira por el municipio de Tepecoacuilco, expresó que se investigarán los hechos de violencia en Acapulco, así como el ataque que sufrieron elementos de la Policía Municipal de Chilpancingo.