Guerrero.- Industriales de la Masa y la Tortilla en Guerrero dieron un ultimátum al gobernador Héctor Astudillo Flores para que entregue las dos mil 300 toneladas de maíz subsidiadas al sector, de lo contrario incrementarán el precio de la tortilla en los próximos días.

En conferencia de prensa esta mañana en el sindicato de Redactores de la Prensa en Chilpancingo, los industriales advirtieron que de los 150 establecimientos que existen en Chilpancingo 30 están por cerrar ante la falta del subsidio, lo que agravaría el problema del desempleo.

Los representantes de las siete regiones y de las 150 tortillerías en la capital exigieron al gobernador poner a trabajar al secretario de Economía, Álvaro Burgos Barrera, quien es el responsable de la entrega del subsidio, de lo contrario que le pida su renuncia.

“A través del Congreso del estado se aprobaron dos mil 300 toneladas de subsidio a nivel estatal de maíz, sin embargo, a seis meses de la gestión no hemos obtenido el subsidio. No hemos tenidos respuesta, nuestros dirigentes nos han dado largas. Las más de dos mil toneladas de maíz están a cargo del secretario de Economía de quien tampoco hemos tenido respuesta”, comentó el representante de los tortilleros, Luis Ángel Vargas Villamar.

Advirtió que de no obtener respuesta de manera inmediata se incrementará el precio de la tortilla en todo el estado, y en el caso de Chilpancingo donde tienen los precios más bajos de la entidad y pasará de 16 a 18 pesos, además de realizar movilizaciones y bloqueo de carreteras.

“No es posible que esta gestión tenga seis meses y no se pueda entregar, exigimos la total transparencia para la entrega de las toneladas de maíz que es nuestro principal insumo. Le pedimos al gobernador ponga a trabajar al secretario de Desarrollo Económico para que nos dé una respuesta”, señaló.

“Si no tenemos una respuesta inmediata estamos en condiciones de subir el precio en los siguientes días”, advirtió Vargas Villamar quien recordó que el año pasado el maíz lo recibieron en marzo y abril.