Ciudad de México.-Una mujer gravemente herida y un hombre muerto fueron el resultado de un ataque a balazos en un edificio ubicado en la zona de Andares, en Zapopan, Jalisco. El ataque ocurrió este martes 25 de agosto alrededor de las 10:25 horas.

La policía municipal de Zapopan informó, de acuerdo con Notisistema, que las víctimas son un matrimonio: ambos de aproximadamente 25 años, quienes acababan de salir de un gimnasio localizado en la avenida Empresarios, en la zona Puerta de Hierro. Al menos tres sujetos armados dispararon hacia ellos en 40 ocasiones.

“En el sótano fue donde se escucharon las detonaciones. Al arribo de la unidad localiza un vehículo Q8 color blanco. En el interior una persona ya sin vida y una femenina que se le están prestando los servicios médicos”, reportó el medio.

La mujer fue trasladada a un hospital privado de la zona y se mantiene en una condición grave de salud.

La dependencia señaló que los atacantes eran por lo menos tres personas quienes tuvieron el tiempo de cometer la agresión y después salir por el estacionamiento, “como cualquier otro usuario”, a bordo de un automóvil gris.

Personal motorizado de la policía acudió a verificar el suceso después del reporte de múltiples detonaciones de armas de fuego. Dentro de un estacionamiento, en el sótano del establecimiento, se localizó la camioneta Audi con las dos víctimas.

También se registraron diversos casquillos en el piso: alrededor del vehículo se contabilizaron 40 de calibre nueve milímetros, mismos que fueron asegurados por peritos del Instituto Jalisciense de Ciencias Forenses (IJCF).

Personal de Servicios Médicos confirmó la muerte del hombre. “Nos comentan que efectivamente venían del gimnasio, al parecer son esposos y es lo único que tenemos al momento. De los causantes nos refieren de un Passat, color gris, con quemacocos; descendieron tres personas del mismo, que son los que realizan las detonaciones”, declaró un policía, de acuerdo con El Occidental.

En el estado de Jalisco se ha registrado un incremento en la violencia sistematizada y generalizada durante los últimos años. Secuestros, homicidios, extorsión y narcotráfico han sido algunas de las manifestaciones más oprobiosas en una de las entidades con más tradición y representatividad identitaria para México.

La organización civil Causa en Común publicó un estudio a principios del 2020 en el que pondera distintos ilícitos y compara los periodos del 2018 con el 2019. En él, la entidad gobernada por Enrique Alfaro demuestra que pertenece a una de las que más víctimas de homicidios registra.

En 2018, Jalisco estaba en el quinto lugar de entidades con más homicidios con 2,450; para 2019, subió una posición con un nuevo registro, ese año hubo 278 homicidios más que el año pasado. Es decir, el 2019 Jalisco terminó como la cuarta entidad con mayor número de víctimas de homicidio con un total de 2,728. En puntos porcentuales, significó que hubo un incremento del 67.1% en este crimen.

En cuanto al delito de extorsión, tanto en 2018 como en 2019, dicha entidad se mantuvo entre las tres peores entidades, pues se denunciaron 786 y 765 casos cada año, respectivamente.

El robo con violencia, a pesar de haber detectado una tendencia a la baja entre estos dos años, la entidad continúa perteneciendo a una de las cinco peores. En 2018 registraron 351.9 y para el 2019 bajó a 331.7.

La desintegración del tejido social suele ser una de las principales razones por las que este tipo de delitos aumentan, pues las condiciones de marginación y la falta de Estado en distintas localidades termina afectando el imaginario colectivo para poder perpetrar distintas conductas antisociales; sin embargo, particularmente en Jalisco la violencia ha venido a más desde la aparición y consolidación del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) como agrupación criminal hegemónica de la región.