Moscú, (Notimex).- Un bombardero supersónico Tu-22M3 realizó hoy un aterrizaje forzoso en un aeropuerto de la región de Múrmansk, en el extremo noroeste de Rusia, causando la muerte de tres de los cuatro tripulantes a bordo, informó el Ministerio ruso de Defensa.

El avión se vio obligado al aterrizaje forzoso tras verse en medio de una tormenta de nieve durante un vuelo rutinario de entrenamiento, precisó el ministerio en un comunicado en el que agregó que dos pilotos fallecieron en el acto y otro en el hospital, mientras un cuarto está herido de gravedad.

El bombardero estratégico, que no llevaba armas a bordo, se partió en dos en la pista y el combustible se derramó, ocasionando inmediatamente un incendio, el cual ya fue extinguido por especialistas, según la fuente, citada por medios rusos, entre ellos Sputnik.

La agencia de noticias Itar-Tass baraja como posible causa del accidente un error de pilotaje en condiciones meteorológicas adversas.

El Tu-22M3 es un bombardero estratégico de largo alcance diseñado para atacar objetivos en tierra y mar desde grandes y pequeñas alturas.

El bombardero, incorporado a las Fuerzas Armadas en 1989 y usado activamente en la campaña de bombardeos en Siria, alcanza una velocidad de dos mil 300 kilómetros por hora, con un alcance máximo de siete mil kilómetros.