Ciudad de México.-El coronavirus no distingue edad ni ocupación. Eso lo sabe bien Ahmad Ayyad, un hombre de la ciudad de Washington D.C. cuyo cuerpo quedó “devastado” mientras enfermó de Covid-19.

Ahmad Ayyad, de 40 años de edad, siempre procuró un estilo de vida saludable, incluso competía en carreras de obstáculos, practicaba box y jugaba basquetbol. En un día común, trabajaba en la mueblería de su familia y después se dedicaba a practicar deporte.

Pero cuando enfermó de Covid-19 pasó de pesar 97 kilos a 69, en sólo 25 días.

La Universidad Johns Hopkins publicó el caso en su portal de medicina y describió las etapas por las que pasó: desde la sintomatología hasta el uso de un ventilador y su posterior recuperación.

Fue dado de alta del Hospital Johns Hopkins el 22 de abril, pero “todavía tiene un coágulo de sangre en el brazo izquierdo y daños en el corazón y los pulmones, todas complicaciones de Covid-19”, relata Karen Nitkin.

Síntomas iniciales…

Ahmad Ayyad presentó síntomas parecidos a los de la gripe a partir del 11 de marzo. Pero ni el descanso ni una sopa caliente lo mejoraron. Para el 14 de marzo ya tenía problemas para respirar y no pudo ni conducir.

Partió en Uber al Hospital Sibley Memorial y ahí dio positivo a Covid-19.

Un ventilador para poder respirar

Debido a que sus problemas para respirar aumentaban, fue trasladado al Hospital Johns Hopkins, donde fue el primero en necesitar un ventilador. Tuvo neumonía. Durante 25 días, su fiebre subía y bajaba. Fue inducido al coma e incluso tuvo episodios de delirio. Bajó de peso y se debilitó.

Gracias a la atención de médicos y enfermeros, se mantuvo estable y comenzó a ganar peso. Cuando despertó, pesaba 69 kilos. “Mis piernas y brazos estaban delgados y mi pecho había desaparecido. No podía creer lo difícil que era llegar al borde de la cama y pararse”, relata.

El 22 de abril fue dado de alta, pero no pudo estar en contacto con su familia hasta que dio dos veces negativo en la prueba. Venció al coronavirus. Lo médicos dicen que su condición atlética fue clave para su recuperación.

“Milagrosamente, sobreviví. Doy gracias a Dios por mi recuperación. Y agradezco la fuerza y las oraciones de mis padres, familiares y amigos. Gracias por sus 1,000 oraciones porque sin ellas no creo que lo hubiera logrado”, escribió en su cuenta de Instagram.

No sólo los adultos mayores presentan complicaciones

Si bien los grupos más vulnerables al Covid-19 son los adultos mayores, un informe de los CDC apunta que 30% de los casos de coronavirus en el país se reportaron en personas de 20 a 44 años. “El grupo representó el 20% de las hospitalizaciones y el 12% de las admisiones en la UCI”, señalan.

Tedros Adhanom Ghebreyesus, director de la Organización Mundial de la Salud, declaró en conferencia de prensa en Ginebra: “Tengo un mensaje para los jóvenes: No son invencibles”.

“Este virus podría llevarlos al hospital durante semanas o incluso matarlos. Aunque las personas mayores son las más afectadas, los más jóvenes no se libran”.

Del total de hospitalizados en Estados Unidos, el 89.3% tenía una o más afecciones subyacentes; los más comunes fueron hipertensión (49.7%), obesidad (48.3%), enfermedad pulmonar crónica (34.6%), diabetes mellitus (28.3%), y enfermedad cardiovascular (27.8%).