Ciudad de México.- Un hombre pasó la noche en cuclillas, con la mano atorada en su retrete, cuando intentó sin éxito salvar su celular luego de que este cayó al inodoro.

Los hechos ocurrieron en su domicilio, ubicado en la ciudad de Huizhou, provincia de Guangdong, en China.

Hasta las seis y media de la madrugada del martes, los bomberos recibieron el reporte de que un hombre estaba atrapado en un cuarto de baño.

De acuerdo al Daily Guangzhou, los bomberos ingresaron al departamento del hombre y lo encontraron tirado en el piso con la mano atorada en el inodoro.

El hombre reconoció que había bebido la noche anterior, y que a las dos de la madrugada ingresó al cuarto de baño pero accidentalmente su celular cayó al retrete.

Temiendo que el aparato se arruinara, metió la mano rápidamente al escusado, donde su mano quedó atorada.

El hombre, que vive solo, pidió ayuda durante horas, hasta que fue escuchado por un vecino a las cinco de la madrugada.

Su mano, para entonces, ya se había hinchado y tuvieron que romper el inodoro para sacarlo; sobre el teléfono, no se supo nada.