Ciudad de México.- El 41.1 por ciento de los adultos mayores, de 65 años o más, festejarán el Día del Abuelo en condiciones de pobreza, de acuerdo con el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval). El documento Pobreza y personas mayores en México detalla que, de ese porcentaje sólo el 38.3 por ciento recibe una pensión, mientras que el 47.6 por ciento no cuenta con este tipo de apoyo.

Por ello, el organismo autónomo alertó sobre la importancia de modificar el Sistema de Ahorro para el Retiro y asegurar mayores aportaciones obrero-patronales, así como contar con mecanismos que garantice un ingreso mayor al salario mínimo.

El documento concluye que el rápido envejecimiento de la población, así como las condiciones que se han presentado en el contexto, podrían provocar aumentos importantes en la incidencia de la pobreza en México si no se toman medidas adecuadas en el corto y mediano plazo.

De acuerdo con el Consejo Nacional de Población (Conapo), en 2018 había 9.1 millones de personas de 65 o más años en el país, quienes representaban el 7.2 por ciento de la población total del país.

En ese mismo año, en el 23 por ciento de los hogares mexicanos residía por lo menos una persona en ese rango de edad y, en ocho de cada 10 de estos, era considerado el jefe de familia.

En 2018, siete de cada 10 personas de 65 años o más (7.2 de 10.4 millones) recibieron ingresos por pensión (contributiva o no contributiva).

Sin embargo, la condición de recibirla no fue suficiente para erradicar la pobreza entre este grupo, ya que 38.3 por ciento de esta población se encontraba en pobreza y cerca de la mitad no contó con ingresos suficientes para satisfacer sus necesidades básicas.

El año pasado, el gobierno federal duplicó el monto a la ahora nombrada “Pensión para el Bienestar de las Personas Adultas Mayores”, en concordancia con las recomendaciones del Coneval. Sin embargo, los ingresos aún son inferiores a la línea de pobreza.