#Guerrero

Ayotzinapa: se ‘traficaba y consumía marihuana’, insiste ex director

Por Redacción, 2016-02-12 20:37

*Al comparecer ante la Comisión Especial que da seguimiento al caso Ayotzinapa, Jaime Solís Robledo dijo que encontró vicios como ‘el consumo y distribución de drogas y alcoholismo’

*La legisladora Araceli Damián González de Morena descalificó el contenido del libro Ayotzinapa y Yo, pues dijo que se trata de un anecdotario escrito sin rigor académico

*Cristina Gaytán Hernández  del PRD señaló que dicho libro y los puntos de vista emitidos por su autor tienden a ‘justificar la victimización de los normalistas’ y no es parcial


 

El ex director de la Escuela Normal Rural de Ayotzinapa, Raúl Isidro Burgos, Jaime Solís Robledo, aseguró que antes y durante su gestión al frente de esa institución, de 1999 a 2000, encontró vicios como ‘el consumo y distribución de drogas y alcoholismo’.

Ante diputados de la Comisión Especial que da seguimiento al caso de los 43 normalistas desaparecidos en Iguala, Guerrero, en septiembre de 2014, abordó el tema al explicar el contenido de su libro Ayotzinapa y Yo, que recoge experiencias y anécdotas en torno a la problemática que desde hace no pocos años se vive en esa institución.

Solís Robledo comentó que su obra editorial ‘aporta elementos para entender mejor los hechos en Iguala’, Guerrero, mismos que derivaron en la desaparición de los jóvenes.

Aseveró que desde el año de 1988 y en su calidad de asesor de la Secretaría de Educación Pública del gobierno del estado de Guerrero, solicitó ‘un estudio sobre los problemas que se vivían en la escuela normal de Ayotzinapa’.

El estudio registró que en ese plantel se ‘traficaba y consumía marihuana’, además de existir ‘alcoholismo entre los estudiantes’.

Ya como director de la normal, agregó el invitado, esos problemas y vicios se mantenían.

Apuntó que no los denunció por las advertencias que le hicieron, en el sentido de que si lo hacía, ‘me iba a meter en problemas y el gobierno me dejaría solo, lo cual pude comprobar más adelante’.

El libro en cuestión se refiere a esas dos etapas en la vida de Solís Robledo, quien reconoció que en la zona de Iguala hay un claro predominio del narcotráfico.

Demandó ‘una investigación integral, que considere todos los fenómenos que inciden en la región y a todos los actores que intervinieron en esos hechos del 26 y 27 de septiembre de 2014’.

Lo anterior, dijo, como condición ‘para conocer la verdad’ de lo que ocurrió en Iguala con los normalistas desaparecidos.

El invitado por la comisión especial se preguntó: ‘¿quién mandó a los muchachos (normalistas) a Iguala ese 26 de septiembre de 2014?’ y –agregó– la respuesta de ello es una clave en la búsqueda del esclarecimiento de lo sucedido.

Durante la sesión de preguntas y respuestas, los diputados integrantes de la Comisión Especial para dar Seguimiento a los resultados del Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI), reconocieron las aportaciones y opiniones del ex director de la normal de Ayotzinapa.

Sin embargo la legisladora Araceli Damián González (Morena) descalificó el contenido del libro Ayotzinapa y Yo, pues se trata, dijo, de un anecdotario escrito sin rigor académico.

La legisladora Cristina Gaytán Hernández (PRD), señaló que dicho libro y los puntos de vista emitidos por su autor tienden a ‘justificar la victimización de los normalistas’ y no es parcial.

En el marco de esta reunión de trabajo se llevó a cabo un prolongado debate en torno a la solicitud de Gaytán Hernández, de someter a una nueva votación la realización de un encuentro con los elementos del Ejército, de la 27 Zona Militar, con sede en Iguala, Guerrero, para abordar los sucesos de septiembre de 2014.

En la reunión del pasado 3 de febrero la mayoría de los diputados de esa comisión votó en contra de tal posibilidad.

La presidenta de la comisión, la diputada Guadalupe Murguía Gutiérrez (PAN), respondió que la petición de la legisladora perredista sería consultada con el área de Servicios Parlamentarios de la Cámara de Diputados, para luego tomar una decisión por consenso.

Finalmente, la presidenta de la comisión informó que esta instancia se reunirá con los familiares del normalista asesinado durante los mencionados sucesos, Julio César Mondragón Fontes, el próximo 16 de febrero, a las 17 horas, en la sede de la Cámara de Diputados.

Asimismo señaló que el 24 de febrero se llevará a cabo la reunión con los legisladores locales del estado de Guerrero, ‘que integran la Comisión Especial para el caso de los estudiantes de Ayotzinapa’. Ello en la sede del congreso estatal.

En esa fecha también se entrevistarán con los integrantes del equipo de futbol ‘Los Avispones’ de Chilpancingo, que igualmente fueron víctimas de los enfrentamientos en Iguala, con saldo de un futbolista muerto, así como el chofer del autobús en el que viajaban los deportistas.

#Guerrero

Desplazados de Guerrero dejaron CDMX con promesa que AMLO no cumple

Acusan que acordaron su regreso a Chilpancingo, pues habría apoyo federal, el cual aún no ha llegado.

Por Redacción, 2019-05-19 13:42

Chilpancingo, Guerrero.- “Nos hicieron dejar el plantón frente a Palacio Nacional en la CDMX, después nos pusieron como condición dejar el auditorio del palacio municipal de Chichihualco, donde estábamos refugiados, y rentar casas, que porque necesitaban tener los contratos de arrendamiento. Tuvimos nosotros que conseguir para pagar los depósitos y el primer mes de alquiler, y ahora resulta que el dinero que nos prometieron para las rentas no llega”, dice Cresencio Pacheco, desplazado de la comunidad de Campo de Aviación, en el municipio de Leonardo Bravo, en la sierra de Guerrero.

Los desplazados acusan que tampoco les han dado lo acordado para alimentación. “Nos dijeron que nos iban a dar 4 mil pesos al mes por familia –afirma Pacheco– pero no lo han depositado. Igual no nos han cumplido lo de establecer un perímetro de seguridad, con tres puntos de vigilancia hacia la sierra y hacia Chilpancingo, por si el grupo armado que nos desplazó quisiera atacarnos”.

Después de estar 39 días en plantón afuera del Palacio Nacional esperando que el presidente Andrés Manuel López Obrador les diera una audiencia para plantearle sus demandas de repliegue al grupo del crimen organizado que los sacó, desde el 11 de noviembre, de sus comunidades, los desplazados firmaron un acuerdo, el 27 de marzo, con Alejandro Encinas, subsecretario de Derechos Humanos, Población y Migración de la Secretaría de Gobernación (SEGOB).

El acuerdo firmado incluía otorgarles un apoyo para renta de viviendas y para alimentación hasta por tres meses, con el compromiso de ampliar el periodo si fuera necesario, en tanto se desplegaban los acciones para que pudieran volver a sus comunidades. La subsecretaría de Encinas también se comprometía a solicitar a la de Secretaria de Seguridad Ciudadana el perímetro de seguridad.

La primera condición para concretar ese acuerdo fue que levantaran el plantón en la CDMX y volvieran al auditorio de Chichihualco, en la cabecera municipal de Leonardo Bravo, donde habían estado refugiados hasta antes de su viaje a la capital. Los desplazados juntaron sus cosas y se regresaron ahí al día siguiente.

“Después nos dijeron que para que ellos pudieran proceder al pago, teníamos que rentar las casas y presentar los contratos de arrendamiento. Todo lo hicimos. Anduvimos consiguiendo para pagar los depósitos y el primer mes de renta. Y ahora resulta que no nos han mandado el dinero, varias familias ya tienen que pagar el segundo mes y ya las quieren desalojar”, acusa Pacheco.

#Chilpancingo

Librería Educal de Chilpancingo en lucha contra la indiferencia

El establecimiento abre sus puertas a los visitantes de 10 a 20 horas de lunes a sábado, y es visitada a diario por unas 12 o 26 personas.

Por Juan Manuel Molina, 2019-05-19 12:29

Chilpancingo, Guerrero.- En cinco años de trabajo como librero, César Cabrera se muestra sombrío  cuando dice que en el mismo periodo ha vendido unos 700 ejemplares de ‘El Principito’, la novela corta más famosa del escritor francés Antoine de Saint-Exupéry.

Su lugar de trabajo, una librería Educal, es uno de los poquísimos lugares en Chilpancingo donde se pueden encontrar libros para niños, adolescentes, música, arte y literatura en general.

El establecimiento abre sus puertas a los visitantes de 10 a 20 horas de lunes a sábado, y es visitada a diario por unas 12 o 26 personas, una cifra demasiado baja, comenta el propio César.

La librería se ubica dentro del Palacio de Cultura de Chilpancingo, un edificio que permanece semi cerrado y qué actualmente atraviesa por un proceso de remodelación. Al interior del comercio son recurrentes los martilleos y sonidos de taladros.

Solo entran al establecimiento los verdaderos clientes, y aquellos que por curiosidad, observan el anuncio de Educal en color verde que se encuentra en la entrada. En el lugar, dentro de las decenas de libros, predomina un olor fuerte a polvo a causa de la remodelación.

Para César, el problema de lectura en la sociedad va más allá del costo de los libros, sino que tiene que ver con la falta de compromisos de los padres de familia y maestros, por coartar el interés de los jóvenes y niños ante un libro que no tiene caducidad.

Él mismo compara a los libros con los discos de música y películas, por su forma de venta, pues están enfocados en determinado público e interés, y en la mayoría de las veces tiene que ver por moda o la influencia de ciertas obras.

Los jueves, la librería organiza en coordinación con el Ayuntamiento de Chilpancingo, un programa de lectura llamada ‘Viva Voz’, a la que acuden varias personas constantes, sin embargo, la dificultad radica en captar nuevos públicos.

César Cabrera ubica algunos puntos que atentan contra la lectura, como lo es el asunto de piratería y el trato que la ciudadanía da a un lector, a quién se le cataloga habitualmente como una persona recluida.

Lo más solicitado entre la clientela son Juego de Tronos, una novela de George R. R. Martín; La Saga de Harry Potter, escrita por J. K. Rowling; También Las Crónicas de Narnia, de C. S. Lewis. También es buscada la crónica de Los Hornos de Hitler, escrita por Olga Lengyel.

Aún con las precariedades económicas del sistema Educal, la librería, uno de los cinco establecimientos en la ciudad, se ofrecen otras obras de autores mexicanos poco demandadas, como de Paco Ignacio Taibo II, Francisco Martín Moreno, Juan Jose Arreola y Jorge Ibargüengoitia.

#Guerrero

Niños comunitarios, una vergüenza nacional: obispo de Chilapa

El prelado lamentó que solamente con la difusión del video las autoridades estatales hayan acudido a atender la problemática.

Por Alejandro Ortiz, 2019-05-19 12:15

Chilpancingo, Guerrero.- El levantamiento en armas de un grupo de niños y mujeres comunitarios, captado en un video que ha circulado en redes, «es una vergüenza nacional» debido a la falta de voluntad política de las autoridades estatales por atender una grave situación social, criticó el obispo de la diócesis Chilpancingo-Chilapa, Salvador Rangel Mendoza.

Luego de un evento en la parroquia «Nuestra Señora de Guadalupe» en Chilpancingo, el líder eclesiástico lamentó que solamente con la difusión de estas imágenes las autoridades en Guerrero hayan acudido a atender la problemática.

Desde hace dos semanas han circulado una serie de videos grabados en Rincón de Chautla, municipio de Chilapa, donde niños y mujeres sobrevivientes de enfrentamientos y desplazados por la violencia han anunciado su adhesión a la policía comunitaria para pelear con la banda delictiva Los Ardillos.

«Falta voluntad política para arreglar esos asuntos, es una vergüenza nacional y es cuando las autoridades quieren apagar el fuego pero falta más sensibilidad para los pueblos».

«Ahorita las miradas se fijaron ahí por los vídeos, pero suban la mirada un poco más a la Montaña o la Sierra donde la gente desde el 11 de noviembre no puede regresar a sus casas ¿Quién hace algo?», Cuestionó fuertemente Salvador Rangel.

Sin embargo, respecto al tema específico de Rincón de Chautla, el obispo aseguró que no se tratan de conflictos entre grupos criminales sino de un histórico conflicto por el límite de tierras y hay quienes buscan sacar ventaja de la situación.

También señaló que estos tipos de problemas, surgen por el vacío de poder de parte del gobierno estatal ya que los presidentes municipales «tienen compromisos propios» y la federación «a veces hacen actos que en vez de ayudar perjudican».

«Hay un movimiento social pero lleva cola, todo eso valdría la pena que nos apegaramos a lo que es la verdad, yo sé que andan defendiendo derechos humanos pero no es un asunto tanto de derechos humanos, son intereses de algunos grupos (…) Lo que ahí se está peleando es la tierra».

Finalmente aseguró que hay un miedo de actuación por parte de las autoridades estatales, y es que, recordó que Guerrero tiene historia en el tema de costos políticos por masacres.

«Guerrero tiene al menos dos antecedentes de Aguas Blancas, que tuvo que salir el gobernador; la desaparición de los 43, que tuvo que salir el gobernador, y aquí lo que tienen miedo que haya un brote, una masacre y aquí el costo político sería alto», puntualizó