Por tercer día consecutivo maestros adheridos a la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación en Guerrero (CETEG) y madres de familia de diversos municipios indígenas, bloquearon carreteras que conectan a la Montaña en exigencia de diálogo con autoridades federales y estatales.

Bajo la lluvia, decenas de personas de la región que apoyan la movilización magisterial que mantiene entre sus demandas el envío de 80 maestros para escuelas de la región que carecen de docentes, y que sean consideradas sus propuestas; la creación de la Subsecretaría de Pueblos Originarios y el rechazo a la Ley del Servicio Profesional Docente.

Los cierres de caminos han sido en las vías que conectan a Tlapa con Puebla y Chilpancingo; este día la novedad fue la lluvia. Ayer, un maestro denunció una agresión física en uno de los bloqueos por parte de un conductor que quiso arrebatarle una cámara fotográfica y un camión quedó atascado en el río Tlapaneco al intentar cruza por otra vía para librar el bloqueo del camino que lleva a la Cañada.