México.-Personal de la Secretaría de Seguridad Pública de Aguascalientes detuvieron a seis sujetos entre ellos un presunto líder del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG), que opera en la zona metropolitana de Guadalajara, Jalisco, identificado como Jorge Luis y/o Benito Romay, alias "El Delta 2".

Porfirio Muñoz Sánchez, titular de la Secretaría de Seguridad Pública del estado, detalló que los sujetos viajaban a bordo de tres vehículos cuando circulaban en convoy al sur de la ciudad de Aguascalientes.

Al marcarles el alto, los policías les encontraron una pistola calibre 9 milímetros, con varios cargadores abastecidos, además de radios de transmisión y varios teléfonos celulares.

Los detenidos fueron identificados como Roberto de 40 años, Cristopher de 25, Abraham de 33 años, Diego Armando de 27, Rogelio, de 28 años, quienes son originarios de Jalisco, así como Jorge Luis y /o Benito, alias El Jefe Romay, de 39 años de Minatitlán, Veracruz.

De acuerdo con la policía, los detenidos son integrantes del Cártel Jalisco Nueva Generación que opera principalmente en el estado de Jalisco, por lo que fueron trasladados a la Fiscalía General de la República en ese estado.

Apenas este fin de semana, elementos de la Secretaría de Seguridad Pública dieron otro golpe al Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG). Y es que fue detenido su presunto operador principal y jefe de plaza en Tres Valles, Veracruz, Antonio "N" conocido como "El Jaguar".

Fue capturado cuando intentaba eludir un punto de revisión instalado en la Colonia Ejidal de Coatzacoalcos, una de las zonas más peligrosas del estado, junto con un acompañante. Al momento de ser detenidos, les fueron encontradas armas de uso exclusivo del Ejército y equipo de asalto, chalecos tácticos, portaplacas balísticos, nueve cargadores y 226 cartuchos útiles de diferentes calibres.

De acuerdo con información de la Secretaría de Seguridad Pública estatal, "El Jaguar" se desempeñó como agente de policía en los municipios de Cuitláhuac, Tlacotalpan y Juan Rodríguez Clara.

El comunicado de la SSP señala que "El Jaguar" está vinculado directamente con el asesinato de un abogado y dos jóvenes ingenieros agrónomos que eran familiares, además de multihomicidios ocurridos en la zona sur del estado.

De acuerdo con cifras del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP) Veracruz contabiliza mil 310 homicidios en la entidad en los primeros seis meses del 2019, sumados a 114 feminicidios, 200 casos de secuestro y 2295 robos de vehículos y 241 denuncias interpuesta por robo de ganado.

Por su parte, la Fiscalía General del Estado (FGE) reporta más de 1,100 homicidios dolosos, hasta la tercera semana de agosto.

El 21 de febrero, en una carta al secretario de Estado, Mike Pompeo, congresistas estadounidenses pidieron que algunos de los cárteles mexicanos de la droga fueran considerados Organizaciones Terroristas Extranjeras (FTO, por sus siglas en inglés).

La misiva, firmada por los representantes Charles Eugene "Chip" Roy y Mark Edward Green, explica que numerosos cárteles de la droga emplean tácticas terroristas que se ajustan a la definición de FTO que el gobierno de Estados Unidos establece.

En la lista destacan los cárteles del Noreste y el Jalisco Nueva Generación (CJNG). Sin embargo, en el caso de este último no es la primera vez que se les compara con grupos terroristas como el Estado Islámico (ISIS, por sus siglas en inglés) o Al Qaeda. El año pasado el gobierno de Donald Trump lo colocó entre las cinco organizaciones criminales más peligrosas del mundo, donde también se encuentra ISIS.

Desde sus primeras apariciones, entre 2010 y 2011, según la organización Insight Crime, el CJNG ha sido asociado con el uso extremo de la violencia.

También es conocido por dirigirse a la sociedad mexicana a través de una propaganda idealista, haciendo referencia a la solidaridad y prometiendo deshacerse de otros grupos criminales que operan en su territorio, como Los Zetas —otro de sus enemigos acérrimos—.

Además de subir a redes sociales las torturas, asesinatos y descuartizamiento de sus víctimas, existen otras señales que llevaron a congresistas y autoridades estadounidenses a establecer similitudes entre el cártel narco y el grupo terrorista.

En 2018 aparecieron en un video del CJNG dos agentes de la entonces Procuraduría General de la República (PGR), Octavio Martínez y Alfonso Hernández, de rodillas, y obligados a leer un mensaje del cártel en la que planteaba sus demandas, tal y como lo suele hacer el grupo terrorista.

Las imágenes que difunden a través de redes sociales muestran que algunos de sus miembros portan uniformes tipo militar y muestran armas que son de uso exclusivo del Ejército.

En su informe de 2017, War by Suicide, Charlie Winter, analista del International Center for Counter Terrorism, ISIS ha conseguido tener un abastecimiento constante de armamento. Al igual que el grupo terrorista, el CJNG también tiene un flujo constante de armas que consigue a través del mercado ilegal y recientemente vía sus talleres, donde puede fabricarlas sin número de serie, lo que hace imposible su rastreo.

ISIS,según Winter, ejecuta a sus opositores en cada ciudad que conquista y, para afianzar su postura e infundir temor, difunde videos sobre los asesinatos. El cártel narco realiza acciones similares con los integrantes de los grupos criminales rivales.

Ambas organizaciones cuentan con campos de reclutamiento en los que sus nuevos integrantes son obligados a realizar crueles tareas y, en caso de ser necesario, ejecutar a sus compañeros que no cumplen con las tareas que les son ordenadas.

Al igual que ISIS, el CJNG también realiza actos de propaganda, como los mensajes que difunde a través de narcomantas. Para el periodista Ezequiel Flores, la difusión de narcomensajes y videos envía el mensaje de que el cártel cuenta con un plan de crecimiento a largo plazo.

Como el grupo terrorista, anuncia a través de distintos medios su llegada a una nueva plaza con sicarios encapuchados que hacen muestra de un despliegue de armamento.

ISIS ha conseguido entrar al mercado negro de la venta de petróleo y gas, además de que recauda una especie de impuesto en los territorios sometidos. La organización, fundada por Nemesio Oseguera Cervantes controla en México el negocio del llamado huachicol -robo de combustibles-, y también se dedica a la extorsión.

"Estos grupos utilizan el terror para intimidar y avanzar en su agenda. Amenazan la estabilidad de los gobiernos en todo el mundo. Incluso el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas ha reconocido el claro vínculo entre el narcotráfico y el terrorismo", se lee en la carta enviada por los legisladores estadounidenses.