#Suave Patria

Cambio Climático no está en la agenda de AMLO

El Inecc registra que hay mil 385 municipios vulnerables a los impactos del cambio climático por inundaciones, disminución de precipitación y sequías, entre otros.

Por Redacción, 2019-07-06 11:23

México.- El calentamiento global es innegable. El aumento de la temperatura modificó la distribución del sargazo y provocó que grandes cantidades lleguen a costas del Caribe mexicano. Sequías cada vez más intensas azotan al campo: el pasado junio, de los 217 municipios de Puebla, 115 reflejaron algún grado de sequía. Hace 15 días, la ciudad de Hermosillo registró temperaturas de hasta 48° centígrados, lo que la colocó como la localidad más caliente del planeta. A pesar de ello, el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador contempla apostar por la quema de carbón, uno de los combustibles que más contamina.

En 2015, México emitió 683 millones de toneladas de dióxido de carbono (CO2) equivalente a Gases de Efecto Invernadero (GEI), de acuerdo con el último Inventario Nacional de Emisiones de Gases y Compuestos de Efecto Invernadero. Es el segundo mayor emisor en América Latina y doceavo a nivel mundial.

“El planeta atraviesa la necesidad urgente de reducir las emisiones de GEI, en particular del CO2. Las trayectorias de estas emisiones nos indican que la Tierra se calentaría 4° centígrados o más para 2100 y un calentamiento de esa proporción sería gravísimo porque muchos sectores productivos económicos y sociales se verían afectados: la agricultura, turismo, etc.”, explica el doctor Carlos Gay, del Centro de Ciencias de la Atmósfera de la UNAM.

En 2016, la firma de los Acuerdos de París (AP) embarcó a 194 países, incluido México, en un esfuerzo por salvar al planeta. Acordaron reducir las emisiones de GEI para mitigar el aumento de la temperatura media mundial por debajo de los 2 °C. “Los AP nos impulsan a cambiar nuestras tendencias de emisión y avanzar hacia un desarrollo diferente. Nos dan una nueva perspectiva para repensar el país y replantear cómo nos relacionamos con nuestros recursos naturales y energéticos”, dice la doctora Amparo Martínez Arroyo, directora del Instituto Nacional de Ecología y Cambio Climático (Inecc).

El gobierno mexicano se comprometió para 2030 a disminuir 22% las emisiones de GEI y 40% contaminantes como carbono negro, que se produce por la combustión incompleta de productos derivados del petróleo. Sin embargo, la construcción de una refinería en Dos Bocas, Tabasco, y una termoeléctrica en Huexca, Morelos, van en dirección contraria a esas metas.

“Los problemas medioambientales no son una prioridad del nuevo gobierno. No recuerdo al Presidente hablar del cambio climático, prácticamente no lo tienen en el radar, ni él ni su equipo, y es una situación muy lamentable. Estos proyectos van en contra de los AP, la estrategia era transitar a las energías renovables no retroceder a los hidrocarburos. Con estas decisiones México dejará de ser líder en favor del medio ambiente”, señala el doctor Polioptro Martínez, director de la Cátedra UNESCO-Universidad de las Américas de Puebla en Riesgos Hidrometeorológicos.

Otro de los compromisos de México es que para 2024, 35% de la energía que se genere sea de fuentes renovables. Actualmente, 17% de la producción nacional proviene de las renovables, según el último Reporte de Avances de Energías Limpias 2018 de la Secretaría de Energía.

“Su proyecto (de la 4T) parecen ocurrencias que no tienen nada que ver con la realidad mundial. La estrategia energética no es coherente con la política climática del país ni con los AP. Las autoridades necesitan echarle un poco más de seso y no trivializar los compromisos internacionales que México adquirió”, dice el doctor Carlos Gay.

Por otro lado, la directora del Inecc argumenta que la refinería de Dos Bocas es una necesidad inmediata que tiene el país por aprovechar sus recursos en el marco de los Objetivos de Desarrollo Sostenible a los que se adhirió México.

Señala que el proyecto del Presidente “permitiría una sustitución de importaciones, 80% de nuestra gasolina viene de otros países”. Pero enfatiza que se tendrá que calcular un plazo finito para estas fuentes porque “el mundo va hacia otro tipo de energías y no podemos quedarnos atrás”.

El impacto de las emisiones de GEI a nivel global no se reparte equitativamente. “Los países que se encuentran en los trópicos (México, entre ellos) serán más vulnerables al calentamiento, incluso algunos países del hemisferio sur se podrían beneficiar en sus actividades económicas por el aumento de la temperatura”, específica Carlos Gay.

De acuerdo con el Foro Consultivo Científico y Tecnológico, en los últimos 50 años, México ha experimentado un incremento de 0.85°C en su temperatura. “Se estima que para 2039, el país incrementará su temperatura media anual en 2 °C en el norte y entre 1 °C y 1.5 °C en el resto del país”.

“De los avances que hemos logrado es la realización, municipio por municipio, de un Atlas de Vulnerabilidad. Es cierto que debe estar en constante revisión y cambio, pero es un gran logro. Además es un instrumento que otros países nos piden compartirlo porque es un conocimiento muy útil”, recalca Amparo Martínez.

El Inecc registra que hay mil 385 municipios vulnerables a los impactos del cambio climático por inundaciones, disminución de precipitación y sequías, entre otros.

“Trabajar en políticas de adaptación también tiene que ver con programas de educación y sensibilización con la gente para que aprendan a identificar sus propias vulnerabilidades y a trabajar en reducirlas. Con el cambio climático uno no se adapta de una vez y para siempre porque las condiciones externas van cambiando y también las internas”, rescata la directora del Inecc.

Para el doctor Polioptro Martínez, estas medidas no son suficientes: “El Programa Especial de Cambio Climático (que estará a cargo de la nueva administración) debe implementar una estrategia más agresiva en términos de adaptación y resiliencia”.

Además destaca que la investigación científica es la mejor herramienta para encarar estos retos: “Sería oportuno que, en el campo de generación de energía renovable, desarrollemos nuestra propia tecnología. El almacenamiento de energía es muy caro, las mejores baterías son Tesla; debemos invertirle a la investigación”, añade.

Donald Trump y los AP. El 1 de junio de 2017, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, decidió retirar a su gobierno de los Acuerdos de París. Uno de los mayores emisores de GEI abandonaba, al menos en el discurso, la voluntad por frenar el calentamiento global.

Para el científico Carlos Gay, la salida de Estados Unidos no implica que estos tratados hayan perdido credibilidad, pero confiesa que “se posterga la oportunidad de poner un límite a fenómenos climáticos que atraviesan umbrales de no retorno”. Recalca que en el país vecino hay varios movimientos como “We are still in”, en el que más de 3 mil 500 organizaciones civiles, empresas, universidades y gobiernos locales decidieron continuar en el cumplimiento de los Acuerdos de París.

El director de la Cátedra Unesco detalla una relación entre el cambio climático y uno de los principales antagonistas de Trump: la migración. “Una parte del flujo de migrantes de Centroamérica son el resultado de una serie de sequías que han golpeado a esa región. Ya hay migración climática. Hemos registrado sequías y huracanes muy intensos”, explica.

En nuestro país, los Acuerdos de París son la ruta del futuro.

“La cuarta revolución industrial está en marcha y lo primero que se tiene que tener claro es que los países de primer mundo se alejan del carbono para darle paso a la economía verde, aquella que no contamina y garantiza la sustentabilidad. Salta a la vista que para allá va el mundo y no podemos quedarnos atrás”, específica el doctor Polioptro Martínez.

#Suave Patria

México no informó que hubiera pacto para entrega de Duarte: Guatemala

Autoridades guatemalteca aseguran que trabajaron estratégicamente para aprehender al exgobernador de Veracruz.

Por Redacción, 2019-07-16 21:16

México.- El ex subdirector de la Policía Nacional Civil de Guatemala, Stu Velasco, dijo que el gobierno de ese país no «tuvo noticia por parte de la autoridad mexicana de que habían hecho una coordinación» para que el ex gobernador de Veracruz, Javier Duarte, se entregara.

«En ningún momento se tuvo noticia por parte de la autoridad mexicana de que habían hecho una coordinación con la persona que solicitaba y tampoco nosotros cedimos en las unidades que estaban en Guatemala ya tenían, digamos, un escenario controlado y de tal suerte que se encontraba en tal lugar, era información de investigación de inteligencia que se manejaba, que se compartieron y que los llevaron a ese lugar», dijo en entrevista con Samuel Cuervo para MILENIO Televisión.

Stu Velasco detalló que las autoridades de México exhortaron al gobierno de Guatemala a contribuir en la investigación, por lo que se llevó a cabo un operativo con la gente de la Interpol de Guatemala y policías de investigación criminal para aprehender a Duarte.

«En ese momento se contaba con una orden de aprehensión y con una alerta internacional y después de haber trabajado ciertos elementos de investigación e indicios de que él (Javier Duarte) se encontraba hospedado en ese hotel, se hace una operación para hacer un cerco estratégico y evitar que él pudiera irse de alguna forma», añadió.

Javier Duarte aseguró que pactó con mandos del gobierno de Enrique Peña Nieto para entregarse a las autoridades, a cambio de que no molestaran a su familia.

#Suave Patria

Sedena reconoce que 3 elementos de GN fueron detenidos por secuestro

Las fiscalías Antisecuestro del Estado de México y Guerrero dieron a conocer que los detenidos tenían secuestrado a un menor.

Por Redacción, 2019-07-16 21:07

México.- La Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) reconoció que tres elementos de la Policía Militar, adscritos a la Guardia Nacional, fueron detenidos por integrar parte de una banda de presuntos secuestradores que operaba en Huehuetoca, Estado de México.

Las fiscalías Antisecuestro del Estado de México y Guerrero dieron a conocer que los detenidos, activos en el nuevo cuerpo de seguridad nacional, tenían secuestrado a un menor que sustrajeron desde el pasado 18 de junio en la comunidad Molonga, municipio de Petatlán, Guerrero. El menor de 14 años de edad finalmente fue liberado.

Mediante un comunicado de prensa, la Sedena señaló que “tuvo conocimiento y participó desde un inicio de las investigaciones, coadyuvando con las autoridades civiles” en la recuperación del menor de edad y continuará en las investigaciones.

“La Sedena, bajo ninguna circunstancia tolerará acciones contrarias a la disciplina y al derecho, pero principalmente aquellas que atenten en contra de los ciudadanos del país, ni fallará al compromiso adquirido con todo el pueblo de México, de garantizar los objetivos de paz y seguridad establecidos en la estrategia de gobierno”, señaló la institución.

A decir de la Fiscalía Especializada de Secuestro del Valle de México y la Fiscalía Especializada Contra el Secuestro de Guerrero, dos de soldados detenidos pertenecen al 20/o Batallón de la Guardia Nacional y uno más al 19/o. Todos con sede en el Estado de México.

Se trata de Diana Paola “M”, de 23 años, soldado de la Policía Militar en activo; Atilano “M”, de 26; Jorge Luis “B”, de 25, identificado como cabo motociclista, en activo; y Everardo “S”, de 28 años, identificado como cabo en activo, quienes ya se encuentran a disposición de las autoridades mexiquenses.

#Suave Patria

Obesidad aumentó 4% en últimas 3 décadas entre las mujeres mexicanas

México sufre los dos rostros aparentemente opuestos de la inseguridad alimentaria: el hambre y la epidemia de sobrepeso.

Por Redacción, 2019-07-16 20:24

México.- La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO, por sus siglas en inglés) reveló que la obesidad entre las mujeres mexicanas aumentó 4% en las últimas tres décadas, debido a que los alimentos “frescos y nutritivos” se volvieron relativamente más caros que los productos ultra procesados e hipercalóricos que son importados desde Estados Unidos.

De acuerdo con un informe de la FAO, la humanidad sufre cada vez más la inseguridad alimentaria y toma dos rostros aparentemente opuestos: el hambre, que afecta actualmente a 820 millones de personas en el planeta, y la epidemia de sobrepeso y obesidad, que padecen más de 2 mil 400 millones de personas, entre ellas 171 millones de niños menores de nueve años.

En su reporte, el organismo detalló que 42.5 millones de personas en América Latina sufren subalimentación, principalmente por la situación que se vive en Sudamérica, donde el hambre aumentó de 4.6% en 2013 a 5.5% en 2018.

“El aumento en el hambre está estrechamente relacionado con la desaceleración económica general de la región. Las caídas en los precios de los productos básicos desde 2011 llevaron a un deterioro en las finanzas públicas de muchos países dependientes de la exportación de productos básicos”, puntualizó.

De igual manera, observó que en América Latina el desempleo urbano creció 1.6% desde 2015, y a la par se redujo el PIB, lo que afectó a las poblaciones más vulnerables e incrementó el número de pobres en la región: de 166 millones a 175 millones entre 2013 y 2015, equivalente a 28.1% y 29.2% de la población, respectivamente.