Guerrero.- Al menos en 60 ocasiones en lo que va del 2017, la caseta de cobro de Palo Blanco, ubicada al sur de Chilpancingo, sobre la autopista del Sol, ha sido tomada por diversas organizaciones sociales, haciendo de esta, la caseta más tomada en México.

De acuerdo con un resumen realizado por Bajo Palabra, de las 221 casetas en el país reconocidas por Caminos y Puentes Federales de Ingresos y Servicios Conexos (Capufe), la de Chilpancingo es la que más ocasiones ha sido invadida por manifestantes.

Se trata de la caseta ubicada dentro de la localidad de Palo Blanco, municipio de Chilpancingo situada justo en el kilómetro 289 de la autopista Cuernavaca-Acapulco, y es la que más presencia de actividades sociales ha tenido durante el 2017.

Unas 60 ocasiones ha sido invadida por diversas agrupaciones, ocasionando pérdidas económicas que hasta la fecha no han sido dadas a conocer por parte de Capufe, quien argumenta “no contar con el dato”.

A través de oficios de información solicitados por este medio, e incluso entrevistas con los encargados de la caseta de Palo Blanco, se trató de obtener las cifras oficiales de dicha caseta de peaje, sin embargo, la información fue negada, con el argumento de que no tienen datos.

Aunque las pérdidas económicas no fueron contabilizadas o dicha información fue ocultada, tan sólo hasta el mes de septiembre y considerando que las protestas duraran una hora, el monto económico perdido habría sido cercano a los 446 mil pesos.

Lo anterior, solamente tomando en cuenta las tarifas hasta el 2 de septiembre del 2017, y bajo el argumento de que la caseta haya sido tomada durante una hora con un promedio de 100 automóviles por hora, los cuales transitan por la zona en temporadas “bajas”.