México.- Comida podrida, baños en mal estado y ciertas prácticas del Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos en los centros de detención para migrantes podrían violar los derechos de las personas ahí recluidas, informó el jueves el órgano de control interno de la dependencia.

La Oficina del Inspector General realizó visitas sin previo aviso a cuatro instalaciones de California, Luisiana, Colorado y Nueva Jersey entre mayo y noviembre del año pasado, de acuerdo con un reporte publicado por el organismo de control. Los centros de detención albergan en total a unos 5 mil migrantes.

En un centro de detención en Adelanto, California, los inspectores encontraron sábanas anudadas en las celdas, algunos detenidos de forma demasiado restrictiva y atención médica inadecuada, según el informe.

El reporte se difundió mientras el presidente Donald Trump lidia con un problema que empeora cada vez más en la frontera de Estados Unidos con México, dado el drástico aumento en el arribo de migrantes centroamericanos. Si bien la mayoría son familias que no pueden ser regresadas tan fácilmente a sus países de origen, el número de adultos que viajan solos también va al alza.

Las autoridades de inmigración han detenido a un creciente número de adultos solos, actualmente de unos 52 mil, pero sólo reciben recursos para atender a 45 mil. El gobierno ha solicitado 4 mil 500 millones de dólares más para espacio de alojamiento adicional.

El mes pasado, agentes de la Patrulla Fronteriza hicieron 132 mil 887 detenciones, superando las 100 mil por primera vez desde abril de 2007 e imponiendo un récord con 82 mil 542 adultos y niños aprehendidos. Los agentes también detuvieron a 36 mil 838 adultos solos y 11 mil 507 niños que viajaron sin compañía de un adulto.

Funcionarios del Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés) dijeron que trabajaban para garantizar que todas las instalaciones cumplan con los estándares. Agregaron que han capacitado al personal de comida sobre la seguridad de los alimentos y que limpiaron y renovaron ampliamente las unidades. En su respuesta al reporte, adjuntaron fotografías de duchas y baños limpios.

“La seguridad, derechos y salud de los detenidos bajo el cuidado del ICE son primordiales”, escribió Stephen Roncone, director financiero de la agencia, a la Oficina del Inspector General. “El ICE ha realizado un progreso significativo para abordar los hallazgos y recomendaciones” incluidas en el reporte de la oficina de inspección.

Detener adultos solos es una prioridad del gobierno. Las autoridades dijeron que la detención es una de las pocas consecuencias que se pueden aplicar a aquellas personas que cruzan la frontera de manera ilegal. Sin embargo, dos instalaciones llevaron a unos detenidos a unidades especiales como castigo antes de que debieran hacerlo, mientras que otras tres colocaron erróneamente esposas a los migrantes, y en una se desnudó y registró a los detenidos que iban a ser segregados, encontró el organismo.