Acapulco.- El presidente de la Cámara Nacional de Comercio (Canaco), Roberto Jacinto de la Cruz, informó que durante el 2018 fueron cerrados en el puerto de Acapulco un total de 200 negocios por causa de la violencia e inseguridad que se vive en la ciudad.

En entrevista telefónica, De la Cruz dijo estar de acuerdo con la iniciativa de la presidenta Adela Román Ocampo para que comercios instalen cámaras de seguridad en sus locales.

"Durante el 2018 a la fecha fueron cerrados alrededor de 200 negocios agremiados a la Cámara Nacional del Comercio y, bueno, ha sido muy difícil para nosotros aperturar más negocios", expresó Roberto Jacinto.

El domingo pasado, la alcaldesa informó que se harían algunas reformas a los reglamentos y mencionó que se proyectaba volver obligatoria la instalación de cámaras de vigilancia en los comercio, como un requisito para expedir licencia, las cuales estarían conectadas al C4.