El alcalde de Acapulco, Evodio Velázquez Aguirre aseguró que la Secretaría de Seguridad Pública municipal cuenta con el 50 por ciento de sus policías certificados, mientras que la otra mitad está en proceso de acreditarse.

En un comunicado que brindó la dirección de Comunicación Social de la comuna porteña esta tarde, se detalló que “Acapulco tiene el 50 por ciento de sus elementos certificados” sin contar a los incapacitados y añade que en los meses de febrero o marzo se tendrá “una policía completamente certificada y aprobada”.

“No hemos violentado absolutamente nada al respecto de nuestro proceder, lo estamos haciendo de manera responsable y todo lo que pueda decirse es solamente en un tema político”, subrayó.

Se agrega al documento que la administración de Velázquez Aguirre inicio “las gestiones para solicitar a las instancias los recursos necesarios para realizar el proceso de liquidación conforme a derecho” de los policías que deben retirarse porque ya no son aptos para brindar un servicio.

Además, se agrega que la Policía Municipal está “en tiempo y forma para poder acreditarse”, y que en febrero se realizará los trámites y pruebas de control y confianza.

Sobre la designación del nuevo titular de la Secretaría de Seguridad Pública Municipal, se informó que se han tenido acercamientos con la Secretaría de Gobernación (Segob), esperando que en próximos días se concrete la reunión que ha solicitado el alcalde para contar con una recomendación de Miguel Ángel Osorio Chong y valorada por el Grupo de Coordinación Guerrero.

El comunicado se publicó luego de que la fracción parlamentaria de Movimiento Ciudadano, demandara al alcalde ante la Procuraduría General de la República (PGR) en Acapulco por “el nombramiento de jefes policíacos que no cuentan con la certificación que establece la ley” en referencia al ex secretario de Seguridad Pública, Francisco Sandoval Vázquez.

En el escrito que presentaron los diputados de Movimiento Ciudadano, también descalificaron al actual titular de dicha dependencia, Manuel Flores Sonduk, y al ex coordinador de Movilidad y Transporte, Israel González.