México.- El Consejo de la Judicatura del Poder Judicial de Nayarit aprobó la separación de sus funciones de dos magistrados vinculados al fraude para despojar de sus viviendas a 60 mil derechohabientes del Infonavit en seis estados del país.

Los integrantes de la Judicatura determinaron separar de su cargo al ex presidente del Tribunal de Justicia, Pedro Antonio Enríquez Soto, y al magistrado Ramón Marmolejo Corona, quienes tendrán que enfrentar los cargos de fraude procesal, tráfico de influencias.

Así como delito cometido por servidores públicos, cohecho, abuso de autoridad en agravio de la sociedad y de los trabajadores que les ejecutaron un crédito hipotecario.

Los magistrados, por acuerdo del Tribunal de Justicia, gozarán del 30 por ciento de su salario para contar con herramientas para presentar pruebas en su defensa.