Guerrero.- El gobernador Héctor Astudillo Flores reprobó la irrupción de integrantes de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación de Guerrero (CETEG) a las oficinas de Educación Física de la SEG en Chilpancingo.

En un evento en la residencia oficial de Casa Guerrero, el mandatario criticó que “intermediarios”, refiriéndose a la CETEG, pretendan sobrepasarse y sacar provecho de su movimiento para realizar “acciones vandálicas”.

Ayer, el grupo de maestros arribó a dichas oficinas para quemar documentación, y destruir material de computo, todo esto para exigir la destitución de José Caballas Bello, a quien acusan de vender plazas.

En el evento en el que se entregaron nombramientos definitivos a docentes interinos, Astudillo Flores señaló que las protestas del magisterio no tenían razón de ser, sobre todo porque existe interlocución entre los maestros y las autoridades.