Guerrero.- El alcalde de Chilpancingo, Antonio Gaspar Beltrán, refirió que entre los 500 trabajadores que eventualmente serían liquidados por la administración municipal, estarían en su mayoría policías rurales y personal de la Subsecretaría de Transito y Municipal.

En entrevista, refirió que el gobierno municipal se encuentra a la espera de recibir un adelanto de participaciones por el orden de los 21 millones de pesos, mismos que serían utilizados para pagar la liquidación a 500 trabajadores.

Mencionó que estos despidos se realizarán en algunas áreas como la Subsecretaría de Transito y Municipal, donde hay 300 empleados administrativos y solo 65 operativos, que serían los agentes viales. 

Señaló que habría despidos en la Policía Rural, la cual está conformada por unos 300 agentes. De acuerdo con Gaspar Beltrán, tras una revisión se encontraron varias irregularidades, como de que los policías no desempeñan sus funciones.

El edil perredista, insistió que el gobierno municipal está imposibilitado para efectuar un aumento salarial a los trabajadores, argumentando que el Ayuntamiento atraviesa por una crisis financiera.

Gaspar no descartó que las movilizaciones encabezadas por trabajadores, tengan un trasfondo político.