México.- El pasado 18 de septiembre la científica mexicana Ximena Martínez, dio a conocer a través de la cuenta de Twitter Científicos Mexicanos en el Extranjero, una imagen en la que se le ve portando un cartel con el siguiente texto: “Soy científica mexicana, CONACyT tampoco me renovó la beca de posdoctorado en el extranjero de 2° año por razones administrativas NO científicas. Mi proyecto está en riesgo”, dijo la estudiante de posgrado en la Universidad Humbolt, Alemania. Ella es una de los casi 50 investigadores que se encuentran en la misma situación

Además, a través de dicha cuenta, se lanzó un pliego petitorio a través del cual la organización expone que debido a las inconsistencias en el tratamiento de sus solicitudes “investigaciones prometedoras para México en el campo de la ciencia y la tecnología” no tendrán continuidad.

En México, a diferencia de otros países, a los investigadores que generan nuevos conocimientos y casi siempre especializados en ciencias duras se les paga a través de una beca, no de un sueldo.

Investigadores mexicanos que cursan estudios de posdoctorado y realizan proyectos científicos en universidades extranjeras podrían terminar su estancia súbitamente debido un error administrativo del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), quien se resiste a corregir su equivocación.