México.- La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) solicitó la intervención urgente de las autoridades del país, para reforzar las medidas necesarias para localizar al joven Carlos Ortega de la Cruz, hijo de Melitón Ortega, vocero de los familiares de los 43 estudiantes desaparecidos de Ayotzinapa, y salvaguardar su vida, seguridad e integridad personal.

En un comunicado, la CNDH explica que a través de su Programa Especial de Personas Desaparecidas “desencadenó una serie de acciones principalmente con los órganos de seguridad y procuración de justicia de varios estados, en especial de Guerrero, para coadyuvar en la localización del joven de 17 años que desapareció el pasado 7 de marzo en Chilpancingo”.

“Se solicitó la investigación inmediata de los hechos, tendente a la localización del estudiante, analizando en todo momento la línea vinculada con las labores de representación y defensa de los derechos humanos que desarrolla su padre”, indica la misiva.

Para la CNDH, señala, es prioritario que tanto las autoridades vinculadas con las tareas de seguridad pública y procuración de justicia, refuercen las tareas de búsqueda del estudiante para dar con su paradero, así como determinar el motivo de su desaparición y proteger en todo momento sus derechos, los de su familia y compañeros de las organizaciones a las que pertenece su familia.

Alerta que, desde que se ordenó la reactivación de la investigación de los hechos de Iguala, han ocurrido varios incidentes en los que se han visto involucrados los familiares de los normalistas, como la agresión que sufrieron en Chiapas el 16 de febrero pasado cuando acudieron a la escuela Normal Rural Mactumactzá.

“Por lo que es necesario asegurar un clima favorable a las investigaciones y de protección a quienes las realizan y los demandaron”, pide el organismo.

La Fiscalía General de Guerrero emitió ayer la alerta Amber por la desaparición del joven desde el fin de semana pasado.