México.- Las personas privadas de la libertad en todo el territorio nacional deben adoptar medidas específicas ante el coronavirus, dado las condiciones de las cárceles en las que se encuentran, instruyó la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH).

La finalidad es la de salvaguardar su integridad física; por ello, es necesario se lleven cabo las medidas preventivas respectivas tanto para la población penitenciaria, visitas (familiares y defensores) y personal que ahí labora, informó en un comunicado.

Con base a las condiciones que imperen en cada uno de los establecimientos penitenciarios federales y estatales, se sugiere implementar mecanismos encaminados a la protección de la salud y vida de la población privada de la libertad, las visitas en general, los proveedores de servicios y personal penitenciario.

Entre algunas medidas sugeridas por la CNDH destacan elaborar un plan a fin de mantener informada a la población penitenciaria, visitantes y personal penitenciario sobre las acciones que han de adoptarse de acuerdo a la evolución del padecimiento.