Acapulco, Guerrero.- Habitantes de la colonia Tierra y Libertad, beneficiados con el programa federal de mejoramiento urbano de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), denunciaron irregularidades en la inversión del recurso destinado para mejorar sus viviendas; pese al supuesto apoyo, señalaron estar viviendo "entre aguas negras y lodo".

En conferencia de prensa, una de las afectadas señaló al encargado de la Comisión Nacional de Vivienda (Conavi) en Acapulco, Joaquín Espíritu Reyes de robarle "el cincuenta por ciento de mi apoyo económico".

Detalló que "el señor Joaquín nos está dejando solo la mitad de nuestro beneficio (119 mil pesos), es por eso que venimos hacer pública nuestra denuncia, ya le pedimos por medio de un escrito que nos informe sobre este recurso, pero solo nos dice que la orden viene de la federación, pero nunca nos comprueba que el recurso efectivamente se redujo a la mitad", expresó.

Los inconformes con el manejo del programa enfatizaron que el recurso para la mejora les fue entregado hasta un año después, y hasta ahora sus casas permanecen en obra negra.

Por último, hicieron un llamado al Presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, para que en su visita a la ciudad, envíe a otro funcionario a supervisar las obras, ya que "el otro encargado Fredy Cortes Cuevas, no las ha revisado bien, pues el agua de la lluvia se filtra de las lozas", y ademas mantienen la sospecha de que el recurso ha sido mal administrado.