México.- En los trayectos de traslados cotidianos en la Ciudad de México y en la Zona Metropolitana, las combis, microbuses y autobuses son los medios de transporte más inseguros, revela el estudio elaborado por Beatriz Magaloni, directora del Laboratorio de Pobreza, Violencia y Gobernabilidad de la Universidad de Stanford y difundido por el Instituto Mexicano para la Competitividad A.C. (IMCO).

El documento explora las percepciones de riesgo y victimización en los trayectos cotidianos en la Ciudad de México y Zona Metropolitana del Valle de México (ZMVM). Para el análisis se utilizaron datos generados por la Agencia Digital de Innovación Pública de la CDMX, así como de la Encuesta sobre Seguridad y Victimización en el Transporte que se levantó entre adultos hombres y mujeres de 18 y más que residen permanentemente en viviendas particulares en la ZMVM.

Según los resultados, el transporte más inseguro en el Valle de México es el microbús, en el cual la probabilidad de que una persona o algún miembro de su familia sufra un delito es de cerca de 80 por ciento tanto para hombres como para mujeres. El autobús es el segundo medio más inseguro.

El estudio revela que el transporte más seguro en los municipios del Valle de México, es el Mexibús.

Del total de usuarios del transporte público, 68 por ciento manifestó utilizar el microbús, pesero o combi, seguido del 60 por ciento que usa el Metro y otro medio de transporte, 31 por ciento taxi, y el 19 por ciento autobús.

En cuanto al uso del Sistema de Transporte Colectiivo Metro, el haber sido víctimas de algún delito es mayor para las mujeres (43 por ciento) que para los hombres (36 por ciento).

Los habitantes de los municipios mexiquenses de Nezahualcóyotl, Chimalhuacán, la Paz, Ecatepec, Naucalpan, Nicolás Romero, Tecámac, Tlalnepantla, Cuautitlán Izcalli y Chalco Solidaridad que utilizan el transporte público tienen hasta 92 por ciento de probabilidades de ser víctimas de robo con violencia.

Mientras que en la Ciudad de México, la probabilidad de sufrir un robo con violencia en el transporte público va del siete por ciento al 63 por ciento. Esto depende de la zona de la ciudad en que se encuentre el usuario.

La investigación destaca que, estadísticamente, todas las personas del Valle de México tienen una probabilidad del 30 por ciento de sufrir robo sin violencia.

El 63 por ciento de los habitantes entrevistados en los municipios de Naucalpan, Tlalnepantla, Atizapán, Ecatepec, Tultitlán y Coacalco reportan utilizar el transporte público, 11 por ciento privado y 25 por ciento ambos. Las mujeres utilizan el servicio público significativamente más que los hombres.

El acoso sexual en los trayectos cotidianos afecta desproporcionadamente a las mujeres, quienes tienen 40 por ciento de probabilidad de ser víctimas de este delito, contra 10 por ciento en hombres. Además, las jóvenes de entre 18 a 25 y 26 a 35 años tienen una probabilidad mucho mayor de ser víctimas de acoso sexual.

La probabilidad de ser víctima de acoso sexual para una mujer que pasa hasta 15 minutos en el transporte es de 28 por ciento y ésta aumenta a 53 por ciento para aquellas que pasan más de dos horas en el traslado.