Ciudad de México.- En medio de las protestas en Chihuahua, la Comisión Nacional del Agua (Conagua), dio a conocer que la decisión de incrementar el volumen de extracción de agua en la presa Luis L. León, también conocida como “El Granero”, responde a la estrategia del Gobierno federal para cumplir con sus obligaciones en el marco del Tratado de Límites y Aguas de 1944 entre México y Estados Unidos.

"Sin embargo, dicha medida se llevó a cabo asegurando que se mantendrá al 100 por ciento el volumen de agua para los agricultores durante el presente ciclo agrícola, así como para otras actividades económicas, como la pesca. Con el agua de la cuenca y el vaso de dicho embalse, se seguirá contando con agua almacenada y se podrá continuar con las actividades pesqueras de la zona", indicó.

Señaló que la información puesta a disposición de la autoridad estatal y de los productores en la región, es que al momento de incrementarse la extracción, el embalse contaba con 177 millones de metros cúbicos de agua almacenada.

"Dado que el objetivo principal es contribuir al pago del Tratado de Límites y Aguas de 1944, los Gobiernos de México y Estados Unidos acordaron que todo el volumen de agua que descargue por el río Conchos se abonará en su totalidad al cumplimiento de los compromisos de México", manifestó.

Agregó que el Gobierno federal continuará trabajado en todo momento para dar certidumbre jurídica y técnica a los usuarios del agua, así como para que México pueda dar cumplimiento a sus obligaciones internacionales.

Con información de Excelsior