#Orbis

Condenan a 20 años de cárcel a confidente de expresidenta surcoreana

La fiscalía pidió una pena de 25 años de cárcel contra Choi, considerada “el alfa y omega del escándalo”, además de multas y el embargo de sus bienes por un total de de 126.200 millones de wons.

Por Redacción, 2018-02-13 09:39

México, Notimex.-La confidente de la expresidenta de Corea del Sur Park Geun-hye, figura clave del escándalo de corrupción que precipitó su caída en marzo de 2017, fue condenada este martes a 20 años de cárcel.

Choi Soon-sil, de 61 años, es la hija de un misterioso jefe religioso. Durante décadas fue una amiga muy cercana de Park, al punto de que los medios surcoreanos la apodaron “Rasputina”, por su enorme influencia en el gobierno de la exmandataria.

Durante el escándalo que estalló en 2016 en la cuarta economía de Asia, su nombre pasó a las primeras planas acusada de varios casos de sobornos a empresas e instituciones. Masivas manifestaciones pidiendo la renuncia de la presidenta llevaron a su caída definitiva el año pasado.

Choi fue acusada de confabularse con Park para extorsionar por millones de dólares a las grandes empresas de Corea del Sur. También fue acusada de utilizar sus habilidades en conseguir contactos en las altas esferas con el fin de entrometerse en asuntos de Estado.

El tribunal del distrito central de Seúl la declaró culpable de abuso de poder, corrupción e interferencia política.

El juez Kim Se-yoon consideró que la acusada sacó provecho “de sus lazos personales de larga data” con la exjefa de Estado para obligar a los grandes grupos a desembolsar fondos para fundaciones bajo su control.

En total, Choi Soon-sil aceptó 14.000 millones de wons (10,5 millones de euros, 12,9 millones de dólares) por parte de Samsung, que es el primer grupo empresarial surcoreano, y de Lotte, un gigante en la venta minorista. Además “se involucró en gran medida en los asuntos de Estado”, precisó el juez.

Apodada “Rasputina” por los medios surcoreanos por su gran influencia sobre la expresidenta, Choi Soon-Sil, fotografiada el 19 de diciembre de 2016
La amiga de la expresidenta “tiene una gran culpa” en estos casos, dijo el juez tras señalar que la acusada no mostró ningún signo de arrepentimiento.

Choi, que vestía un impermeable azul oscuro que dejaba ver el número de registro carcelario, apenas reaccionó al escuchar la sentencia.

Esta condena puede ser un precedente en el futuro judicial de la expresidenta Park, procesada por corrupción. 15 de los 18 cargos que pesan sobre Choi son similares a las acusaciones contra quien fuera jefa de estado entre 2013 y 2017.

La fiscalía pidió una pena de 25 años de cárcel contra Choi, considerada “el alfa y omega del escándalo”, además de multas y el embargo de sus bienes por un total de de 126.200 millones de wons.

El otro acusado en este mismo caso de extorsiones a empresas es Shin Dong-bin, presidente de Lotte, el quinto grupo empresarial del país, condenado a dos años y medio de prisión. En libertad, compareció a la audiencia del martes donde le ordenaron pagar una fianza.

Ahn Jong-beom, quien fuera consejero de Park, fue condenado a seis años de prisión acusado en este caso.

Choi se había declarado no culpable y negó absolutamente todas las acusaciones en su contra. Afirmó que jamás buscó obtener ventajas personales y que sólo intentó ayudar a Park en su trabajo. Acusó a la fiscalía de haberle tendido una “emboscada”.

En un contexto de crecientes frustraciones económicas y sociales, Park fue destituida en diciembre de 2016 por la Asamblea Nacional, decisión que confirmó tres meses más tarde la Corte Constitucional. De esta manera se levantó su inmunidad presidencial, se la citó en la justicia, se ordenó su detención preventiva y acusación.

#Orbis

Príncipe saudita ordenó asesinato de periodista Khashogg: CIA

Periodista del Washington Post, habría sido asesinado por órdenes del príncipe heredero de la corona de Arabia Saudita, Mohammed bin Salman.

Por Redacción, 2018-11-18 13:21

México.-Khashoggi, crítico del gobierno saudí y columnista del Washington Post, murió en el consulado saudí en Estambul el 2 de octubre, cuando acudió a la misión diplomática a buscar unos documentos que necesitaba para contraer matrimonio con una mujer de Turquía.

La agencia Reuters, señaló que una fuente de la Central de Inteligencia Norteamericana (CIA), confirmó los indicios de que el príncipe heredero saudita ordenó el asesinato del periodista.

Lo dicho por la CIA pone en entredicho los esfuerzos Sauditas de desligar de los hechos al príncipe.

Cabe recordar que el 2 de octubre pasado el periodista Khashoggi acudió a un consulado de Arabia Saudita en Turquía y desapareció.

En un primer momento Arabia Saudita informó que el periodista había abandonado el consulado minutos después de ser atendido.

Sin embargo, en el transcurso de estas semanas se han ido confirmado las versiones que señalaron el asesinato del reportero.

Al menos 15 personas habrían participado en su asesinato y descuartizamiento; incluso se afirma, mientras aún estaba vivo.

Tras semanas de contradicciones, ahora, el gobierno de Arabia Saudita ha detenido y quiere pena de muerte “para cinco sospechosos” de asesinar a Jamal Khashoggi.

Arabia Saudita reconoce estrangulamiento “por error” y descuartizamiento

En la versión ahora aceptada por Arabia Saudita, Jamal fue agredido por 15 funcionarios de ese país en dentro de su consulado en Turquía.

Ahí, el periodista fue estrangulado accidentalmente para tratar de obligarlo a regresar al reino de Arabia.
Se precisa que el accidente ocurrió al aplicar “una llave de estrangulación”.

Además las autoridades sauditas han reconocido también que el cuerpo del reportero fue descuartizado y sus restos sacados del consulado.

Las revelaciones de la CIA

Como se destaca en los medios, Arabia Saudita es una monarquía con férreo control en sus funcionarios y súbditos.

En general tanto políticos como medios de comunicación dudan que el príncipe heredero no supiera de la orden de asesinato.

Pero la CIA revela que:

El periodista Khashoggi habría recibido una llamada de otro príncipe quién le indico que viajara desde los Estados Unidos hasta el consulado Saudita en Turquía.

Se trata del hermano del príncipe heredero y embajador de Arabia Saudita en Estados Unidos, príncipe Khaled bin Salman.

Khaled garantizó en su conversación telefónica con el periodista, que no correría ningún riesgo.

Periodista Jamal Khashoggi tardó siete minutos en morir, antes fue golpeado, le inyectaron una sustancia y luego un forense lo descuartizó aún vivo en el consulado de Arabia Saudita en Turquía.

El asesinato tomó siete minutos, dijo la fuente.

Cuando comenzó a desmembrar el cuerpo, Tubaigy se puso los auriculares y escuchó música. Aconsejó a otros miembros del escuadrón que hicieran lo mismo.

“Cuando hago este trabajo, escucho música. También deberías hacer [eso] ”, dijo Tubaigy, según dijo la fuente a MEE.

Se ha entregado una versión de tres minutos de la cinta de audio al periódico turco Sabah, pero aún no la distribuido.

Otra fuente turca dijo al New York Times que Tubaigy estaba equipada con una sierra para huesos.

Él figura como presidente de la Asociación Saudita de Patología Forense y miembro de la Asociación Saudita de Patología Forense.

Estos son los primeros detalles que surgen del asesinato del periodista saudí.

Khashoggi fue visto por última vez en el consulado de Arabia Saudita en Estambul el 2 de octubre.

Hasta la fecha, los funcionarios saudíes han negado enérgicamente cualquier participación en su desaparición y dicen que abandonó el consulado poco después de llegar.

Sin embargo, no han presentado ninguna evidencia para corroborar su reclamo y dicen que las cámaras de video en el consulado no estaban grabando en ese momento.

#Orbis

Juez apueba que fallido asesino de Reagan viva solo

Un jurado en 1982 lo declaró inocente por razón de la locura.

Por Redacción, 2018-11-18 12:56

México, (UPI) – Un juez federal dictaminó que John Hinckley , quien intentó asesinar al presidente Ronald Reagan en 1981, puede mudarse de la casa de su madre y vivir solo.

Hinckley, de 63 años, ha estado viviendo con su madre en Williamsburg, Virginia, desde que fue dado de alta del hospital psiquiátrico St. Elizabeth en Washington, DC, hace dos años.

El juez de distrito estadounidense Paul Friedman emitió el fallo de 14 páginas con muchas estipulaciones el viernes.

Entre esos requisitos, Hinckley debe vivir dentro de un radio de 75 millas de Williamsburg y mantener un contacto bimestral con sus médicos mientras continúa las sesiones de terapia individual y grupal.

También debe llevar un teléfono celular con GPS cuando esté lejos de su residencia. Su uso de Internet está restringido porque no puede buscar información sobre sí mismo, sus crímenes o sus víctimas, no puede configurar cuentas en plataformas de redes sociales como Facebook o Twitter, y debe proporcionar a las autoridades sus nombres de usuario y contraseñas.

También se le exige que realice trabajo voluntario o remunerado tres días a la semana.

Se prohíbe que él y los miembros de su familia hablen con los medios de comunicación, muestra un documento judicial.

A Hinckley también se le prohíbe tener armas o consumir alcohol o drogas ilegales.

“Este tribunal determina que el señor Hinckley no representará un peligro para sí mismo o para otros si se le permite continuar residiendo a tiempo completo en Williamsburg, Virginia, en licencia de convalecencia en las condiciones propuestas”, dijo la orden, agregando que Hinckley ha permanecido mentalmente. estable.

“El señor Hinckley tiene ahora 60 años. Su madre tiene 93 o 94 años. Está tratando de vivir una buena vida, tratando de salvar lo que queda, y de vivir una vida normal como el resto de nosotros. Ese es el objetivo”. dijo su abogado Barry Levine .

Hinckley tenía 25 años cuando le disparó a Reagan, al agente del Servicio Secreto de EU Tim MacCarthy, al secretario de prensa de la Casa Blanca James Brady y al oficial de policía Thomas Dalahanty fuera de un hotel de Washington, DC, el 30 de marzo de 1981.

Un jurado en 1982 lo declaró inocente por razón de la locura.

Las autoridades dijeron que su motivo en ese momento era impresionar a la actriz Jodie Foster , quien aún se encuentra entre las personas a las que tiene prohibido contactar.

Brady se convirtió en un destacado defensor del control de armas. El nombre de la ley Brady, que requiere un período de espera para las compras de armas de fuego y la verificación de antecedentes, lleva su nombre.

La muerte de Brady en 2014 estuvo directamente relacionada con las lesiones que sufrió en el intento de asesinato de 1981, y un médico forense determinó que su muerte fue un homicidio, pero el Fiscal Federal para el Distrito de Columbia decidió no presentar cargos de asesinato contra Hinckley.

#Orbis

Trump dice que no ha escuchado grabación de audio de muerte de Khashoggi

Trump describió el audio como “una grabación de sufrimiento” y dijo que le han aconsejado no oirla.

Por Redacción, 2018-11-18 10:01

Washington, (EFE).- El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, afirmó que no ha escuchado la grabación de audio en poder de los servicios de inteligencia turcos de la muerte del periodista saudí Jamal Khashoggi en el consulado de su país en Estambul, en una entrevista adelantada hoy en extractos.

El mandatario señaló a la cadena de televisión Fox News, su canal favorito, que ha sido informado sobre esa grabación, pero que no la ha oído, según publica este medio hoy en su página web donde ha adelantado por escrito partes del contenido de la entrevista.

La conversación del presidente con el periodista Chris Wallace de Fox News será emitida este domingo en dos partes, a las 14.00 y las 19.00 hora local (19.00 y 00.00 GMT).

Trump describió el audio como “una grabación de sufrimiento” y dijo que le han aconsejado no oirla.

“Ves que hemos puesto sanciones muy fuertes, sanciones masivas contra un gran grupo de gente de Arabia Saudí -indicó el presidente-, pero al mismo tiempo tenemos un aliado y quiero permanecer con un aliado que en muchas maneras ha sido muy bueno”.

Khashoggi, como ha reconocido Riad, fue asesinado por un grupo de agentes llegados desde Arabia Saudí -algunos cercanos al príncipe heredero- en el consulado en Estambul, adonde acudió el pasado 2 de octubre para recoger unos documentos que le permitieran casarse con su prometida turca.

Ankara ha compartido con varios Gobiernos, entre ellos el francés, grabaciones de audio y transcripciones relativas al asesinato del periodista.

Hace seis días, el diario The New York Times señalaba que los servicios de inteligencia de Turquía habían compartido la grabación con la CIA.

Trump conversó ayer con la directora de la CIA, Gina Haspel, tras las informaciones difundidas por la prensa que apuntaba que esta agencia había concluido que el príncipe heredero saudí, Mohamed bin Salmán, había ordenado el asesinato de Khashoggi, crítico con las autoridades del reino.

Después de esa charla, el presidente estadounidense señaló que la CIA “todavía no había evaluado nada” porque era “demasiado pronto” y que su país tendrá un informe completo el lunes o el martes sobre la autoría del asesinato.

Por otro lado, Trump habló también en la entrevista con Fox News sobre el conflicto del Yemen, donde EU respalda la coalición árabe, liderada por Arabia Saudí, que combate contra los rebeldes hutíes, apoyados por Irán.

“Se necesitan dos para (bailar) un tango”, reflexionó el mandatario sobre una posible solución a la contienda en el Yemen.
“Quiero que Arabia Saudí pare -agregó-, pero también quiero que Irán pare”.