Guerrero.- La diputada local de Morena, Mariana García Guillén propuso una iniciativa de adición al artículo 133 Bis del Código Fiscal del Estado de Guerrero, Número 429, para establecer y encuadrar como delito fiscal a quien solicite y emita facturas apócrifas. Estableciendo como sanción de tres a nueve años de prisión.

Al presentar la iniciativa en la sesión permanente de este miércoles, García Guillén expuso que las operaciones inexistentes, constituyen la simulación de actividades comerciales para evadir el pago de los impuestos que corresponden y por su naturaleza, puede dar origen a un delito de índole fiscal.

Con su iniciativa se pretende evitar la emisión de facturas para simular operaciones inexistentes, así como fortalecer los mecanismos de vigilancia y control para erradicar la corrupción en la prestación de servicios o adquisición de bienes.

“Está comprobado que muchos contribuyentes compran facturas, las deducen, situándolos como Empresas que Deducen Operaciones Simuladas (EDOS) y cuando la autoridad fiscal los detecta, les recompone su base para el cálculo de los impuestos (IVA e ISR) hecho que con el trascurso del tiempo les causa trastornos financieros significativos, esto mediante la determinación de créditos fiscales elevados, lo que daña su economía y los sitúa en eventos ilegales”, señaló.

La iniciativa propone sanción de tres a nueve años de prisión, al que expida o enajene comprobantes fiscales que amparen operaciones inexistentes, falsas o actos jurídicos simulados.