Fotos de Claudio Vargas

En un hecho sin precedentes, hoy por la tarde el gobernador del estado Rogelio Ortega Martínez atestiguo la primera boda colectiva de matrimonios igualitarios, bajo el reflejo de la puesta del sol en la playa Hornos, en medio de una lluvia de luces multicolores.

_MG_3332Despojándose de toda suerte de vergüenza, parejas de hombres rompieron el silencio y dieron el paso de legitimar su relación como matrimonio, lo mismo lo hicieron un numeroso grupo de mujeres que formalizaron mediante una firma de un acta, lo que antes era una relación informal.

Ante el asombro de decenas turistas, de familiares y amigos, que observaron con el reventar de olas de fondo, la ceremonia de unión tanto de hombres con hombres como de mujeres con mujeres. Algunos con celulares en manos grababan el momento en que las 20 parejas luego de recibir de manos de Ortega Martínez su acta de matrimonio, brindaron con vino espumoso, y partieron el pastel; se tomaron la foto del recuerdo, con el fondo la Bahía Santa Lucía y una cascada de luces que fueron colocadas sobre un cordón en la arena, mientras ellos se fundían en besos apasionados.

Ante las parejas que legalizaron su relación matrimonial, turistas, amigos y familiares de los contrayentes, Ortega Martínez expresó "este 10 de julio habrá de pasar la historia como el día de la justicia, teniendo como escenario hermoso la Bahía Santa Lucía, para hermanos y hermanas, paisanos, paisanas, de compañeros y compañeras”.

“De hombres y mujeres seres humanos todos, que hecho a un lado los agravios y la discriminación que les producen cicatrices, cicatrices en el alma, de este sector y que seguramente, en la familia, escuela y en la calle fueron excluidos y se actuó con ellos injustamente, por eso hoy les estamos haciendo justicia".

El mandatario dijo ante los asistentes que esta justicia es la que los ampara en sus derechos, "celebro y los felicito por ese valor civil al haber asistido el día de hoy a la convocatoria emitida por mi gobierno, para hacerles justicia y consagrarles un derecho; el derecho de unirse en matrimonio, con todo lo que esto significa y de cara ante la sociedad abiertamente, cobijados y abrazados por los aquí estamos"._MG_3323

Quiero destacar, dijo Ortega Martínez, el valor profesional de la profesora María Inés Huerta Pegueros, nuestra delegada del Registro Civil del Estado de Guerrero y de Juan José García, subsecretario de gobierno del Distrito Federal, ahí donde nos pusieron la muestra en la vanguardia y la avanzada de los derechos humanos.

Agregó que como legado de la Revolución Francesa se debe acoger la fraternidad, igualdad y solidaridad, para que hombres y mujeres construyendo juntos el destino de este país. Se tiene que cambiar de mentalidad, porque cambiando de mentalidad, cambiamos nuestra manera de pensar y nuestras prácticas y cambiamos nuestro comportamiento y conductas.

Para cerrar su discurso el gobernador expresó: "Aquí, es un acto revolucionario, al hacerles justicia a un sector de la sociedad que tiene preferencias sexuales diferentes y por eso les deseo que sean muy felices".

Y mientras el gobernador daba su discurso, un hombre bajo los efectos del alcohol, penetró en medio del auditorio y se abalanzó contra el paste que estaba frente al presídium e intentó tomar un pedazo de pan, cuando fue jalado por elementos de la policía y a rastras se lo llevaron a la parte trasera y de ahí lo subieron a una patrulla, para que no impidiera el programa._MG_3335

En la playa Hornos, Guadalupe León Catalán, de 35, y Jacqueline, de 42 años de edad, con tres años de conocerse, se encontraban abrazadas y con acta de matrimonio en dijo "esto es lo que estábamos esperando con muchas ansias, porque de lo contrario nos íbamos a ir al Distrito Federal".

¿Qué es lo que siente luego de que unos decían que era ilegal este tipo de casamiento?

- Bueno la verdad es que yo no sé si se reformó o no la ley, nosotros vimos la convocatoria y decidimos casarnos cumpliendo con los requisitos que nos pidieron y aquí estamos ya, con un documento del gobierno que dice que estamos legalmente unidas ante la ley.

¿Qué piensa su familia de este tipo de relación matrimonial?

-Pues la familia nos apoya, siempre nos han brindado su ayuda.

¿Cómo las miraba la gente a ustedes cuando andaban en la calle o cuando vivían justas?

- Nos criticaban mucho, nos ponían apodos y así, pero la verdad eso no nos importó y ahora seguimos juntas ya con un documento que nos acredita como un matrimonio ante la ley.

En la ceremonia de casamiento colectivo además del jefe del ejecutivo estatal, el presidente de los Derechos Humanos en el estado, Ramón Navarrete Magdaleno también fue testigo de la boda colectiva de matrimonios igualitarios que por primera vez se lleva a cabo en Acapulco como destino turístico internacional.