México.- La pandemia del Covid-19 plantea una emergencia en el mercado laboral que coloca a más de 40 millones de mexicanos en una situación de indefensión laboral ante las acciones de mitigación y contención del virus y, sobre todo, ante medidas de ajuste económico que adoptan empresas privadas y gobiernos.

La organización Acción Ciudadana Frente a la Pobreza alertó que esta situación plantea la urgencia de adoptar medidas que protejan el empleo, el salario y el acceso a los servicios de salud, que aún antes de la crisis sanitaria ya laboraban sin condiciones de trabajo digno.

"La amenaza sanitaria se traduce también en un alto riesgo de incrementar la pobreza y la desigualdad ante medidas de ajuste económico que producen desempleo o reducen ingresos", indicó Rogelio Gómez Hermosillo, coordinador de la agrupación ciudadana.

Destacó que el grupo más afectado en lo laboral son 7.7 millones de personas sin empleo, en la peor situación. Además, hay 12 millones de personas que trabajan por su cuenta y 21 millones que trabajan en micro y pequeñas empresas, por lo que les resulta muy difícil aislarse en sus domicilios ya que la supervivencia depende de sus bajos ingresos.

Acción Ciudadana Frente a la Pobreza agregó que gran parte de las personas que trabajan en México viven al día. Entre quienes trabajan con salario y de manera subordinada, casi la mitad, 14.8 millones carecen de ingreso suficiente para mantener una familia. Y entre quienes trabajan por su cuenta, otros 6.1 millones tampoco ganan el equivalente al costo de dos canastas básicas.

Ante esta situación, la agrupación hizo un llamado al gobierno a adoptar medidas urgentes que estén a su alcance para proteger el empleo y el ingreso laboral de los mexicanos que trabajan.

También hizo un exhorto enfático a las empresas a tomar medidas alternas de ajuste económico y no pensar primero y únicamente en el recorte laboral.

Con información de Excelsior