México.- Autoridades de la Secretaría de Salud federal (Ssa) informaron en conferencia de prensa que el número de casos confirmados de la nueva cepa de coronavirus COVID-19 aumentó a 164 en México.

Mientras que los casos sospechosos de COVID-19 se ubicaron en 448 y otros 921 se han descartado.

José Luis Alomía Zegarra, director General de Epidemiología, señaló que el 2 por ciento de los casos registrados por coronavirus son graves.

Dijo que que continuamos en una fase de transición, ya que de momento se mantiene un control a los contactos de los casos confirmados por importación.

COVID-19, “enfermedad grave

El Consejo de Salubridad General reconoció este jueves al nuevo coronavirus COVID-19 como una “enfermedad grave de atención prioritaria”.

En la reunión del Consejo de Salubridad General (CSG) que se realizó este jueves en Palacio Nacional se llegó a 5 acuerdos, informó Hugo López-Gatell, subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud.

En el primer acuerdo, el Pleno del CSG reconoce al coronavirus en México como enfermedad grave.

En el segundo, dicha institución revisa las medidas preventivas para el coronavirus que han sido implementadas por la Secretaría de Salud y las entidades federativas.

En el tercero, la Secretaría de Salud establece en lo sucesivo los modelos para prevenir y actuar contra el coronavirus, en conjunto con las entidades federativas.

El cuarto trata acerca de que el CSG exhorta a los gobiernos de las entidades federativas y a las instituciones del Sistema Nacional de Salud a definir a la brevedad los planes de reconstrucción hospitalaria para tratar a personas contagiadas con el patógeno.

En el último acuerdo, el CSG se constituye en sesión permanente hasta que se disponga lo contrario.

El funcionario aseguró además que no es estratégico ni útil realizar pruebas generales a toda la población para identificar a nuevos portadores del virus.

"Esto es inconveniente (las pruebas generales) porque empieza a distraer los distintos mecanismos de la salud pública hacia un esfuerzo que tiene límites", explicó. 

Agregó que lo que sí se debe masificar son las acciones de mitigación comunitaria como el distanciamiento social.

Indicó que se decidió adelantar medidas típicamente recomendadas de la Fase 2 -conocida como de Dispersión Comunitaria-, como la reprogramación, cancelación de eventos masivos y suspensión de actividades escolares y no esenciales del gobierno.

El subsecretario comentó aclaró que la Guardia Nacional no será utilizada en ningún momento para ayudar en la mitigación del coronavirus.

"La Guardia Nacional no tiene como propósito combatir los virus porque los virus no se controlan con armas. Los virus se controlan con medidas de distanciamiento social", dijo.

Hasta el momento, en México hay 164 personas portadoras del virus, de acuerdo con la Secretaría de Salud.