México.- Para exigir respeto al sistema de justicia comunitario en Guerrero, más de mil integrantes de la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias-Policía Comunitaria (CRAC-PC), marchan en Chilpancingo y protestan contra los tres poderes de gobierno.

Alrededor de las 11 de la mañana, cientos de integrantes de la CRAC-PC junto con otras organizaciones sociales iniciaron una marcha partiendo del monumento Nicolás Bravo, al norte de Chilpancingo, con dirección al sur de la ciudad.

La demanda principal es que el poder legislativo en Guerrero impulse una iniciativa que restituya los derechos de las casas de justicia de la CRAC-PC en Guerrero.

Y es que, de acuerdo con los manifestantes la pasada legislación, impulsados por el gobernador, aprobó una ley que restringía las actuaciones de las policías comunitarias.

Esta situación ha llevado que presuntos delincuentes detenidos por la CRAC-PC, presenten denuncian y amparos contra el sistema de justicia comunitario.

"La pasada legislatura desapareció de tajo la figura de la CRAC como sistema de justicia legítimo y también vamos contra el poder judicial porque está desconociendo el derecho de los pueblos indígenas".

"Están otorgando amparos, están integrando denuncias contra el sistema comunitario y esas son algunos motivos de esta marcha; hacer visible lo que está pasando y que no se den pasos atrás a los derechos de los pueblos tal y como hizo la pasada legislatura", declaró Abel Barrera, director del Centro de Derechos Humanos de la Montaña, Tlachinollan.

La marcha recorrió las principales calles de Chilpancingo hasta llegar a los juzgados federales, ubicados en la lateral norte-sur del bulevar Vicente Guerrero, en donde realizaron un mitin contra jueces por apoyar a infractores.

Finalmente se dirigen hacia el Congreso del Estado para buscar acercamiento con legisladores locales y buscar el tema de la iniciativa que restablezca sus derechos como autoridades comunitarias.