El diputado perredista, Sebastián de la Rosa Peláez y el coordinador de los diputados de Movimiento Ciudadano, Ricardo Mejía Berdeja sostuvieron un debate respecto a la legalización de la amapola para usos medicinales en Guerrero.

También discutieron sobre la presunta participación del crimen organizado en el bloqueo a la autopista del Sol, realizado por transportistas y habitantes de la Sierra, el pasado jueves.

En el último punto del orden del día de la sesión de este martes, el diputado Ricardo Mejía Berdeja urgió a las Comisiones de Salud y Justicia a que presenten a la brevedad el dictamen de la iniciativa que propuso el pasado 17 de marzo, en la que dispone  legalizar la amapola con fines médicos.

Sin embargo, De la Rosa Peláez solicitó que el tema sea debatido, al declararse escéptico respecto que legalizar los derivados de la planta disminuirán la violencia en Guerrero.

La discusión se originó tras la postura que dio la diputada del PRD, Eloísa Hernández Valle sobre la corrupción en Guerrero,  en la que reclamó que la propuesta que presentó el pasado 2 de diciembre para reformar la Constitución local, y se adicione un capitulo denominado “del Sistema Estatal Anticorrupción” no ha sido cabildeada por la Comisión a la que se turnó, y acusó: “quizá el tema para la Comisión no sea de relevancia”.

Recordó que “a más de cuatro meses de designado el Fiscal General del Estado, éste no ha remitido al Congreso del Estado el nombramiento del Fiscal Especial de Combate a la Corrupción, tal y como lo marca nuestra Constitución Política local, para que estemos en condiciones de emitir el visto bueno”.

“Esta falta es grave, y da muestra que en Guerrero no se quiere avanzar con el tema de combate a la corrupción”, sostuvo Hernández Valle.

Mejía Berdeja pidió la palabra para recordar que él también propuso la Ley Anticorrupción en Guerrero en la que se plasman postulados de la iniciativa ciudadana conocida como “3 de 3”, como la obligatoriedad de funcionarios públicos de hacer pública su declaración patrimonial, de intereses y fiscal; después hizo hincapié en la iniciativa para legalizar la amapola con fines medicinales.

En este tema señaló que la “dinámica social nos rebasa cuando no se actúa a tiempo”  y ejemplificó el bloqueo del pasado jueves a la autopista del Sol por parte de transportistas y habitantes de la Sierra.

“Hubo gente que legítimamente estaba reclamando ciertas necesidades de carácter social o de sus gremios, pero también hubo intereses obscuros para tratar de desestabilizar”, acusó.

Recordó que una de las demandas de los manifestantes es que cesara la fumigación de los cultivos de amapola, argumentado daños a la salud de la población, lo cual calificó como una coartada; “lo que es una realidad en la Sierra, y otras regiones, es el cultivo de amapola de forma indiscriminada”, dijo.

“Es una gran simulación, porque la legislación penal y de salud lo prohíbe, pero es el principal cultivo para miles de personas en el estado, por eso planteamos que llevemos la iniciativa, que se presente ya al Congreso de la Unión, para que Guerrero contribuya al debate nacional y quitemos la bandera a grupos que se esconden en movimientos sociales y, en realidad, detrás de ellos están grupos delincuenciales. Si no actuamos a tiempo nos va a seguir rebasando la dinámica social y hay gente que le apuesta a la desestabilización”, expuso.

El diputado Sebastián de la Rosa Peláez, urgió a la Comisión de Gobierno para que instrumente acciones que eviten el rezago de iniciativas que se presentan en Pleno. Puntualizó que la Ley estipula 10 días para que las Comisiones dictaminen, pero estas no lo hacen y tampoco solicitan ampliaciones de término.

Evidenció que la mayor parte de las cosas que aprueba el pleno son puntos de acuerdo para exhortar a distintas autoridades a que implementen diversas medidas, “y entonces, ahí están las iniciativas esperando, esto está generando un rezago”.

Luego pidió tener cuidado a quienes señalan que en el bloqueo a la autopista del Sol por parte de transportistas y habitantes de la Sierra participaron grupos de la delincuentica organizada.

Afirmó que utilizar la tribuna del Congreso para dichas afirmaciones, son dichos que involucran a todos los diputados y no quedan como opiniones personales.

“El jueves, si alguien se atreve a decir que atrás de los que se manifestaron hay grupos del crimen, y ¿qué esperan para denunciarlos? No sólo diputados, cualquier ciudadano o funcionario del gobierno estatal. Ese es el problema: políticamente el decir cosas, pero que en la vía de los cauces legales nadie está dispuesto a hacer nada”, criticó.

Respecto a la legalización de la amapola para usos medicinales, cuyo fin en Guerrero es disminuir los índices delictivos, Sebastián de la Rosa pidió a Mejía Berdeja:

“Ayúdeme, quiero información, quiero saber, y lo diré así: la pregunta para quienes están convencidos de que legalizar la mariguana va a acabar con la violencia, la pregunta es: ¿de verdad están convencidos que la legalización del uso medicinal acabará con la violencia?”

Refirió que en el caso de las medidas recientemente tratadas a nivel nacional con la mariguana, entre las que se legaliza la portación de 28 gramos de hierba, sí tiene propósitos definidos, como el evitar que los consumidores no paren en las cárceles por pequeñas dosis.

“Pero decirle a la sociedad – continuó el perredista – que se va a resolver la violencia con la autorización del uso medicinal, ese es un asunto que vale mucho la pena que nos sentemos y que quienes promueven el asunto ayuden a gente como yo, que no creo que con eso se va resolver”.

En una segunda participación, Mejía Berdeja señaló que como estado se tienen que cerrar los círculos a los delincuentes. Reconoció que la violencia no se va a acabar, y defendió que el planteamiento de Movimiento Ciudadano es dar un giro respecto a las políticas de prohibición en México, las cuales han creado violencia, delincuencia y más producción de enervantes.