*Evacúan a 300 habitantes de PLaya Azul, en Coyuca

*Destruidas 80 viviendas y 60 enramadas que estaban sobre la playa

 

 Fotos de Javier Verdín

El mar se salió de su límite en la franja costera en la región de la Costa Grande de Guerrero, provocando serios daños en restaurantes, enramadas y viviendas del poblado de Playa Azul, obligando al gobierno aplicar el Plan Marina y la evacuación de 300 habitantes de la zona que fueron llevados a tres refugios temporales en el Carrizal y Espinalillo.

En un recorrido en la zona de desastre, se pudo constatar que de las 60 enramadas construidas cerca de la playa, fueron literalmente barridas por olas de más de 30 metros de altura, que atravesó de un lado a otro de la Laguna de Coyuca de Benítez.

1115vGrupos especiales de la Marina  Armada de México, que pueden entrar a cualquier tipo de terreno, arribaron a la zona tan pronto como se enteraron que el mar se había salido y a su paso destruyó cerca de 80 viviendas que se encontraban del otro lado de la carretera en Playa Azul.

La fuerza del mar fue capaz de tumbar paredes de block y cemento y echar abajo techos de lámina de asbesto así como destruir humildes viviendas de madera de coco y palapa. En la playa fueron pocas las cabañas las que quedaron de pie, algunas quedaron sepultadas por toneladas de arena al ser cubiertas por las olas.

113vArmados con fusiles AR-15 de asalto, infantes de marina realizaron recorridos terrestres en busca de personas atrapadas en el interior de lo que quedó de sus viviendas. Otros se daban a la tarea de realizar el conteo de los daños tanto de la zona comercial como de la habitable.

La evacuación se realizó ante el temor de que el mar siguiera saliendo de su área y provocara el daños a más viviendas y el riesgo de que alguna persona mayor, niños o jóvenes fueran arrastrados por corriente de las olas.

Cerca de las seis de la tarde, la zona ya estaba bajo control de la Marina y se evitó que la gente regresara a sus  hogares porque las olas seguían derrumbado propiedades construidas cerca del mar.

114vvvv

El Ejército Mexicano aplica el Plan DNIII en los municipios de Acapulco y Coyuca de Benítez por el fenómeno del mar de fondo, que dejó 60 viviendas dañadas.

El secretario de Protección Civil del estado, Raúl Miliani Sabido dijo en entrevista que 150 personas fueron trasladadas a dos refugios temporales, en las comunidades de Barra de Coyuca y Carrizalillo, pues tres casas se derrumbaron por el alto oleaje.

Señaló que en Coyuca de Benítez las olas alcanzaron hasta los 10 metros de altura, lo que ocasionó daños en las viviendas de la zona turística de Barra de Coyuca, Mogotes, Carrizalillo, Luces del Mar y Playa Azul.

El funcionario estatal recomendó a los turistas no permanecer en la franja de arena, donde el mar ha llegado hasta los 20 metros tierra a dentro, así como acatar las órdenes que Protección Civil recomienda.

El director de Protección Civil del municipio de Coyuca, José Luis Serna informó que durante la madrugada de este sábado inicio el alto oleaje y el 25 por ciento de las viviendas en Coyuca de Benítez presentaron afectaciones de diferentes niveles.

Miliani Sabino afirmó que el oleaje en Acapulco ha sido de 6 a 7 metros de altura, lo que ha provocado la salida del mar en diversos puntos de la avenida Miguel Alemán a la altura del hotel Emporio, Cristal y Playa Suite.

Personal de Protección Civil y ejército trabajan con maquinaria pesada para poder remover un tapón de arena que provocó que el mar se saliera en la Costera Miguel Alemán.